Navidad para embarazadas: ¿Qué puedo comer y beber? Noche buena, fin de año, embarazo

Entre el champán, el foie gras y el salmón ahumado, los alimentos festivos no suelen ser recomendables para las embarazadas. ¿Qué puedes comer? ¿Cómo puedes adaptar los platos tradicionales de Navidad para darte un capricho en las fiestas?

Cero Alcohol

El alcohol, aunque se absorba en cantidades mínimas, pasa instantáneamente al torrente sanguíneo y se distribuye directamente al bebé a través de la placenta. Por supuesto, el feto es extremadamente sensible al alcohol porque su pequeño hígado inmaduro aún no es eficiente para filtrarlo y eliminarlo.

En el bebé, el alcohol actúa como un verdadero tóxico y altera las diferentes etapas del desarrollo, en particular el sistema nervioso al afectar a las neuronas.

Por lo tanto, durante las fiestas, al igual que durante el resto del período de embarazo y lactancia, es preferible prohibir completamente el consumo de bebidas alcohólicas.

Para brindar como es debido durante las comidas familiares, existe una gran variedad de bebidas sin alcohol muy parecidas a los cócteles, los vinos clásicos y los espumosos. Así que prepara tu botella.

Entrantes y queso: Precaución

Foie gras, marisco y salmón

Foie gras, salmón ahumado, ostras... los tradicionales entrantes navideños presentan riesgos bacteriológicos de los que es prudente protegerse durante el embarazo. Sin embargo, con algunas precauciones, puedes disfrutar de estos sabrosos y delicados entrantes sin correr el menor riesgo para tu bebé.

En cuanto al foie gras, existe una gran desconfianza porque a menudo se ofrece medio cocido, pero si está cocido, el riesgo de contaminación parasitaria (toxoplasmosis) o bacteriana (listeriosis) es a priori bajo. Sin embargo, hay que tomar medidas rigurosas a la hora de elegir el foie gras para no correr riesgos: Optar por el foie gras esterilizado, es decir, cocinado a más de 100°C, en latas o en tarros herméticos con cierre de goma, ya que la listeria se destruye en cuanto la temperatura de cocción supera los 70°C y la trazabilidad es más fiable. Por otro lado, evita el foie gras casero o artesanal y el foie gras semicocido. Ante la duda no lo consumas.

En cuanto al marisco, aquí también la cocina será tu aliada. Ya sean frescos, enlatados o congelados, sólo son seguros si se han almacenado en buenas condiciones (sin romper la cadena de frío) y si están bien cocinados. Si se cumplen estas condiciones, se puede optar perfectamente por gambas, langostinos, buccinos o incluso langosta servidos en frío, pero bien cocinados. Sin embargo, ten cuidado con la mayonesa que suele acompañar a estos platos, por los huevos que presentan riesgo de salmonela: olvídate de la mayonesa casera y opta por la industrial durante tu embarazo. Deben evitarse las ostras, ya que suelen ser una fuente de contaminación. Sin embargo, si te gustan, puedes comerlas si están cocidas. Hay deliciosas recetas de ostras al horno gratinadas.

Debe evitarse el salmón, ya sea crudo o ahumado, ya que existe un riesgo importante de contaminación por listeria. Lo mismo ocurre con todos los productos de la sección de charcutería, para el pescado crudo y el pescado o la carne marinados, como el carpaccio o el ceviche. Sin embargo, si se trata de una fiesta, puedes servir a tus invitados salmón ahumado pasteurizado. â‡’ 3 Recetas con salmón para embarazadas

Quesos

Algunos quesos presentan riesgos de listeriosis y toxoplasmosis, dos enfermedades mortales para el feto. Para asegurarte de que no te expones a ningún riesgo, olvídate de los quesos de leche cruda, los de corteza blanda y los de pasta azul, como el Roquefort o el Bleu d'Auvergne, ya que se encuentran entre los alimentos más frecuentemente contaminados.

Sin embargo, otros quesos no presentan ningún riesgo para el feto:

  • Quesos elaborados con leche pasteurizada: basta con comprobar que la etiqueta menciona "leche pasteurizada" en la lista de ingredientes.
  • Quesos duros, también conocidos como quesos cocidos prensados - simplemente evita comer la corteza -: Abondance, Beaufort, Comté, Edam, Emmental, Gouda, Gruyère, Manchego, Parmesano, Pecorino, Provolone, Monk's Head.
  • Quesos blandos y fundidos: cancoillotte, cuadrados de queso crema, crema de Gruyère, feta, queso para untar, queso de cabra sin corteza, fromage frais, mascarpone, mozzarella, ricotta

Más información sobre los quesos en el embarazo: Â¿Puedo comer quesos italianos durante el embarazo? ** Fondue durante el embarazo: ¿Es seguro? ** Â¿Puedo comer queso feto estando embarazada? ** Â¿Se puede comer Queso Mozzarella durante el embarazo?

¿Carne o pescado?

Carne

La comida tradicional de Navidad, el capón y el pavo, suelen ser los invitados preferidos en la mesa navideña. Al igual que con todas las demás carnes, sería una pena prescindir de ellas. Sólo hay que asegurarse de que la carne esté bien cocinada. Y si quieres utilizar el relleno, hazlo en las mismas condiciones.

Sin embargo, recuerda que el hecho de que la carne esté asada en la superficie no significa que esté bien hecha por dentro. Comprueba siempre el punto de cocción de tu pieza de carne comprobando el color del interior.

Sin embargo, hay algunas excepciones incluso en la carne bien cocinada:

Carne de hígado, por la presencia de demasiada vitamina A

(retinol). El foie gras, consumido excepcionalmente en las fiestas, y en cantidades razonables, sigue siendo posible, con las medidas de seguridad explicadas anteriormente.

Carne de caza: se trata de un principio de precaución con respecto a la intoxicación alimentaria, ya que siempre es difícil saber de dónde procede.

Pescado

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓lista de nacimiento bebe 

El pescado es un valioso proveedor de ácidos grasos esenciales para el correcto desarrollo del sistema nervioso de tu bebé. Aunque algunos deben limitarse durante el embarazo por su contenido en mercurio (los grandes depredadores como el atún, el tiburón y el pez espada, por ejemplo), todos los pescados del principio y la mitad de la cadena alimentaria pueden consumirse: salmón, trucha, lubina, lenguado, rodaballo, etc. Las vieiras, que suelen ser el centro de atención durante las fiestas de fin de año, también se pueden comer, siempre que estén bien cocinadas.

Un postre sin huevos crudos

Buenas noticias: el tronco de helado, la reina de los postres navideños, es perfectamente aceptable. Ya sea con castañas, fruta o chocolate, ¡disfrútalo! Sin embargo, la cadena de frío debe haberse respetado, como siempre.

Por otro lado, evita los troncos, tartas, dulces o postres cuya mousse contenga huevos crudos, que presentan un alto riesgo de contaminación por salmonela.

Para ser original, si eres la anfitriona de la fiesta de Navidad o Nochevieja, piensa en frutas exóticas asadas, posiblemente acompañadas de un delicado sorbete. He aquí algunos ejemplos:

  • Mango asado con pan de jengibre.
  • Piña caramelizada con vainas de vainilla y almendras crujientes.
  • Mini plátanos en una capa de caramelo con especias.

También están muy de moda las verrines y los postres presentados en tarros:

  • Verrine de mango y albaricoque.
  • Terrina de lichi-mango con canela.
  • Pan de jengibre y helado de vainilla.
  • Crumble de mango y plátano, chocolate blanco y coco.

Aquí te dejo unas recetas adaptadas para embarazadas â‡’ 13 Recetas de postres para el embarazo

Ejemplos de menús festivos para embarazadas

Ejemplos de aperitivos y entrantes:

  • Tostada de foie gras (esterilizado) sobre pan de especias tostado y gelatina de grosella o manzana.
  • Salmón ahumado (pasteurizado) con ralladura de limón y estragón.
  • Pinchos de langostinos y vieiras.
  • Verrines de aguacate, gambas y queso fresco.
  • Ostras gratinadas con queso parmesano.

Ejemplos de platos:

  • Espalda de bacalao en costra de almendras y albahaca.
  • Salmón en costra de crema de acedera.
  • Capón asado con judías verdes y castañas.
  • Pechuga de pato a la sartén con sirope de agave, higos asados y almendras trituradas.
  • Ternera asada con champiñones y patatas trituradas con trufas
  • Pavo relleno de manzanas y castañas.

Ejemplos de postres:

  • Tronco de helado de chocolate y frambuesa con turrón.
  • Raviolis de piña con mascarpone y caramelo de mantequilla salada.
  • Plátanos con caramelo y especias.
  • Verrine de piña, spéculoos y mascarpone. (Spéculoos: galleta navideña muy tradicional en Bélgica).
  • Gratinado de frutas exóticas.
  • Crumble de mango y plátano con chocolate blanco y coco.

⇒ Alimentos que se deben evitar cuando se está Embarazada

⇒ Â¿Cómo y qué comer durante el embarazo?

⇒ 13 Recetas de postres para el embarazo

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños