Zumos en el embarazo, jugos

¿Se puede beber cualquier tipo de zumo estando embarazada? ¿No contienen demasiado azúcar? ¿Y si son industriales? ¿Y si son caseros? Te lo contamos a continuación.

Sumario

¿Puedo consumir zumos de fruta durante mi embarazo?

zumos, jugos, fruta, embarazo

Los zumos de fruta pueden consumirse durante todo el embarazo e incluso se recomiendan por su contenido en ciertos minerales y vitaminas interesantes para la salud de la futura madre y el desarrollo del feto. Sin embargo, intenta consumir zumos de fruta frescos o pasteurizados para obtener los máximos beneficios nutricionales y evitar el exceso de azúcar u organismos patógenos que podrían perjudicar tu salud y la del bebé.

Zumos de fruta industriales, ¿son una buena opción estando embarazada?

Por supuesto, siempre es más fácil comprar jugo en de tiendas de comestibles y supermercados que prepararlo. La ventaja es que están pasteurizados y por lo tanto evitan el riesgo de contaminación si se respetan la fecha de caducidad y las condiciones de almacenamiento. Sin embargo, a pesar de su tentadora apariencia, no hay pruebas de que sean de calidad nutricional. Podría ser que no contengan realmente los nutrientes necesarios esperados, o incluso que contengan sustancias indeseables para el crecimiento del feto (colorantes, conservantes...) y sobre todo demasiado azúcar.

¿Cómo elijo mis zumos de fruta industriales?

Si compras Jugos industriales, intenta leer la etiqueta. Opta sólo por el jugo 100% orgánico puro sin azúcar añadido. De hecho, todas las mujeres embarazadas deben evitar ingerir demasiado azúcar, ya que unos niveles de azúcar en sangre demasiado altos podrían provocar el desarrollo de diabetes gestacional o un aumento excesivo de peso. Comprueba también que el zumo de fruta esté pasteurizado.

zumos, embarazo

¿Qué pasa con el zumo de fruta fresca?

Los zumos frescos son excelentes en términos de calidad nutricional, pero su preparación debe ser fiable. Pueden exponerte a riesgos de infección por diversas bacterias porque no han pasado por el proceso de pasteurización. También hay que tener en cuenta que es aconsejable consumir fruta entera, ya que la fibra, las vitaminas y los minerales siguen concentrados en ella. De hecho, después de ser exprimida, cada fruta pierde una gran parte de las vitaminas, minerales y sobre todo la fibra que ayuda a combatir el estreñimiento.

¿Qué precauciones debo tomar si bebo zumo de fruta fresca durante el embarazo?

También en este caso, si quieres beber zumo fresco, la mejor opción es hacerlo tú misma con fruta de una fuente fiable. Opta por la fruta orgánica de temporada, variando los sabores para obtener los máximos beneficios nutricionales. Si la fruta no es orgánica, debe ser lavada y pelada para evitar los productos químicos en la cáscara.

Si no soy inmune a la toxoplasmosis, ¿puedo beber zumo de fruta fresca?

Si no eres inmune a la toxoplasmosis, asegúrate de que la fruta ha sido lavada o pelada completamente antes de ser exprimida. El parásito responsable de esta enfermedad, que puede afectar al correcto desarrollo del feto, se encuentra principalmente en el suelo.

¿Puedo consumir zumo de fruta artesanal?

zumos, jugos, embarazo

Los zumos artesanales suelen ser muy tentadores por sus bellos colores. Sin embargo, siempre hay que estar atenta a la forma en que se preparan. El zumo debe ser extraído en buenas condiciones higiénicas para evitar la contaminación por bacterias patógenas. Además, el zumo de fruta debe haber sido pasteurizado para limitar el riesgo de enfermedades que pueden afectar al progreso del embarazo, como la listeria, por ejemplo.

Bebí zumo de fruta caducado durante el embarazo, ¿es esto grave?

Si se trata de un zumo industrial, en la mayoría de los casos, el producto puede consumirse todavía algún tiempo después de la fecha de caducidad mencionada en el producto. Habrá perdido sus cualidades organolépticas (sabor, olor, color) pero los riesgos siguen siendo mínimos debido a la pasteurización. Sin embargo, es aconsejable consumirlo antes de la fecha de caducidad, y consumirlo rápidamente si se trata de un zumo casero o elaborado en casa.

¿Qué riesgo corre el bebé si tomo un zumo de fruta caducado?

Si el zumo de fruta ha sido pasteurizado, los riesgos son muy limitados. Pero si el zumo caducado ha sido hecho en casa, los riesgos de contaminación son mayores. Las bacterias podrían infectar la placenta, así como al feto.

¿Qué dosis de zumo de fruta puedo consumir al día?

zumos, embarazo, jugos de fruta naturales

En primer lugar, es importante saber que el agua debe ser la principal fuente de hidratación, a razón de un litro y medio por día. La ingesta de zumo de fruta debe ser ocasional.

Abusar del zumo de fruta te expondrá a un exceso de azúcar, siempre desaconsejado durante el embarazo, que es una condición que favorece la aparición de patologías crónicas como la diabetes. Algunos zumos contienen ingredientes industriales que no interesan a las mujeres embarazadas. Además, los zumos de frutas pueden favorecer el reflujo gástrico en las mujeres embarazadas.

La diabetes en el embarazo y el jugo de fruta, ¡cuidado!

La diabetes gestacional es un desorden de la regulación de la glucosa, causando un exceso de azúcar en la sangre. La futura madre corre el riesgo de desarrollar diabetes de tipo 2 y un parto prematuro. El exceso de azúcar puede tener consecuencias para el bebé, que corre el riesgo de sufrir un trastorno del crecimiento que se manifiesta por el sobrepeso al nacer. El bebé puede experimentar dificultades respiratorias, hipoglucemia neonatal y un riesgo de diabetes de tipo 2 más adelante. Para evitar el consumo excesivo de azúcar, comprueba la etiqueta y el componente si se trata de un zumo de fruta industrial. Elige un zumo de fruta 100% puro sin azúcar añadido. La mejor solución sigue siendo la preparación de un zumo casero con fruta 100% natural.

El sobrepeso y los zumos de fruta

Demasiado zumo de fruta puede traer extra de azúcar y por lo tanto puede afectar al peso. El exceso de peso en las mujeres embarazadas lleva a una alta presión sanguínea y a dificultades durante el parto.

zumos embarazo

¿Qué debo usar en lugar de zumo de fruta si tengo que limitar su consumo?

El zumo de fruta puede sustituirse por otros alimentos que contengan los mismos nutrientes, es decir, los minerales y vitaminas necesarios para que el cuerpo funcione correctamente. Estos nutrientes se encuentran en la fruta fresca entera, pero también en las verduras de temporada y, si es posible, en las orgánicas.

En el jugo encontramos vitamina C, buena para las mujeres embarazadas, ¿no es así?

La vitamina C ayuda a absorber y fijar el hierro, que es esencial para el correcto crecimiento del feto. Es suministrada al cuerpo por las frutas y verduras consumidas por la futura madre.

¿Qué frutas son ricas en vitamina C?

Las frutas ricas en vitamina C son:

  • Guayaba
  • Grosella negra
  • Fresas
  • Cítricos: naranja y limón

¿Cómo hacer zumos de fruta caseros?

Para empezar, lava bien la fruta para evitar cualquier riesgo de contaminación por bacterias. Para sacar el máximo provecho, puedes preparar un cóctel de frutas de temporada. Todos los nutrientes se combinarán para garantizar una mayor vitalidad. También puedes añadir un poco de jugo de limón para darle sabor y también para la vitamina C. No es necesario añadir azúcar, la fruta contiene suficiente. No dudes en combinar las verduras con tus zumos de fruta (espinacas, pepino, remolacha).

🔆 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños