¿Puede una mujer embarazada comer abadejo? embarazo

¿Pueden las mujeres embarazadas comer abadejo?

Seguramente ya sabes que, si estás embarazada, debes incluir en tu dieta una variedad de pescado con bajo contenido en mercurio, ya que el pescado contiene muchos nutrientes esenciales para un embarazo saludable.

¿Pueden las mujeres embarazadas comer abadejo? El abadejo es un nombre común para más de una variedad de pescado, pero la mayoría son bajos en mercurio y una buena opción durante el embarazo. El pescado como el abadejo debe cocinarse siempre a fondo si estás embarazada.

¿Es seguro el abadejo silvestre si estoy embarazada?

A menudo se dice a las mujeres embarazadas que busquen pescado salvaje, en lugar de pescado de piscifactoría. La mayor parte del abadejo capturado en todo el mundo es salvaje y no de piscifactoría.

A veces se anima a las mujeres embarazadas a elegir abadejo silvestre, porque el pescado silvestre suele tener menos grasas saturadas y un poco más de contenido de ácidos grasos omega-3 que el pescado de piscifactoría.

Sin embargo, también son más propensos a las enfermedades naturales, incluidas las infecciones parasitarias.

El abadejo capturado en el medio natural (tanto el de Alaska como el del Atlántico) es seguro durante el embarazo si se cocina por completo.

La cocción del pescado mata completamente las bacterias y otros patógenos, por lo que las mujeres embarazadas, si comen abadejo capturado en el medio silvestre, deben asegurarse de que el pescado esté completamente cocinado antes de comerlo.

Esto significa que debe alcanzar una temperatura interna de 70ºC. La mayoría de los pescados son opacos y se desmenuzan fácilmente a esta temperatura, por lo que hay que cortar la parte más carnosa del abadejo y comprobar que está hecho. La forma más precisa de medirlo es un buen termómetro de alimentos.

¿Tiene el abadejo un alto contenido de mercurio?

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓

lista de nacimiento bebe 

Otra buena noticia es que, tanto si es salvaje como si no, casi todas las especies de abadejo están clasificadas como peces con bajo contenido en mercurio, lo que hace que el abadejo sea una buena opción durante el embarazo.

¿Cuánto abadejo puedo comer durante el embarazo?

Las directrices establecen que las mujeres embarazadas pueden comer hasta 225 - 340 gramos de pescado con bajo contenido de mercurio, como el abadejo, a la semana, lo que equivale a unas 2-3 raciones.

¿Es bueno el abadejo durante el embarazo? ¿Cuáles son los beneficios?

El pescado forma parte esencial de la mayoría de las dietas de las embarazadas, ya que es una fuente magra y nutritiva de proteínas.

El abadejo es una buena opción, ya que es más bajo en mercurio y casi siempre se captura de forma salvaje.

Tanto el abadejo del Atlántico como el de Alaska son una buena fuente de fósforo, selenio y vitamina B12. El único problema es que el abadejo suele hacerse rebozado, empanado y frito.

Comer abadejo frito añade grasas saturadas, grasas trans y calorías innecesariamente.

Otros pescados en el embarazo

  1. ¿Es seguro comer ceviche durante el embarazo? 
  2. Atún durante el embarazo: ¿Es seguro?
  3. Anchoas durante el embarazo: ¿Son seguras?
  4. Trucha durante el embarazo: ¿Es segura?
  5. Caballa durante el embarazo: ¿Es segura?
  6. Lubina durante el embarazo: ¿Es segura?
  7. Sardinas durante el embarazo: ¿Son seguras?
  8. Fletán durante el embarazo: ¿Es seguro?
  9. Rape durante el embarazo: ¿Es seguro?

⇒ Alimentos que se deben evitar cuando se está Embarazada

⇒ Â¿Cómo y qué comer durante el embarazo?

⇒ 13 Recetas de postres para el embarazo

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.