¿Puede una mujer embarazada comer Provolone? embarazo queso Provolone

¿Pueden las mujeres embarazadas comer Provolone?

Los alimentos ricos en calcio son muy recomendables durante el embarazo para aportar nutrientes al bebé en crecimiento. Dado que el queso es una gran fuente de calcio junto con otros nutrientes esenciales, ¿se pueden consumir quesos como el provolone durante el embarazo?

¿Es seguro comer Provolone durante el embarazo?

El queso provolone es un queso curado y semiduro que se prepara con leche de vaca. Tiene un suave sabor ahumado y una textura suave. Y sí, puedes consumirlo con seguridad durante el embarazo. Pero, a continuación, te indicamos algunas cosas que debes tener en cuenta.

Comprueba la etiqueta, es extremadamente importante consumir provolone pasteurizado durante el embarazo porque el consumo de los no pasteurizados puede aumentar el riesgo de ciertas infecciones como la listeriosis que puede suponer una amenaza para el crecimiento de tu bebé por nacer.

Hay varias razones por las que Provolone se considera saludable durante el embarazo, como por ejemplo:

  • El Provolone tiene un contenido de agua intrínsecamente menor, lo que dificulta el crecimiento de algunos agentes bacterianos peligrosos que pueden causar enfermedades en las mujeres embarazadas.
  • La mayoría de las variedades de queso provolone no contienen conservantes ni rellenos, lo que lo convierte en una opción saludable para las mujeres embarazadas.

Existen dos tipos o variedades de queso Provolone:

  • Provolone Dolce: Suave y cremoso se prepara con cuajo de ternera. Suele madurarse hasta 3 meses.
  • Provolone Piccante: Se prepara con cuajo de cordero o de cabra y suele madurar entre 4 meses y 1 año.

Ambas variedades de queso provolone son seguras. La variedad rallada del queso provolone puede utilizarse sobre la pasta, las ensaladas y las sopas. Incluso puedes consumirlo ahumado o sin ahumar, según tus preferencias.

Beneficios para la salud de comer Provolone durante el embarazo

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓

lista de nacimiento bebe 

  • El calcio y el fósforo contribuyen al desarrollo de los huesos, las estructuras óseas y los dientes. Más del 99% del calcio y cerca del 85% del fósforo total del cuerpo se almacena en los huesos. Esto también significa que sólo menos del 1% del calcio circula libremente por nuestro cuerpo, lo que contribuye a una función muscular óptima, a la transmisión nerviosa, a las secreciones hormonales y a otras funciones vitales. Una mujer embarazada necesita entre 1.000 y 1.200 miligramos de calcio como parte de su dosis diaria recomendada. Una porción de queso provolone aporta 214 miligramos de calcio (casi 1/4 a 1/5 de la cantidad diaria recomendada).
  • Vitamina A: La vitamina A contribuye al crecimiento y la diferenciación celular, así como a la remodelación ósea.
  • Las proteínas y los minerales también contribuyen al desarrollo de los órganos y sistemas orgánicos, como la contracción de los músculos, la función renal, el desarrollo y el funcionamiento del corazón, la coagulación de la sangre, el desarrollo de los nervios y la reparación de las células y los tejidos.

Además de nutrientes saludables, el queso provolone también es rico en ácidos grasos saturados y sodio. Cuando se consumen en dosis elevadas, las grasas saturadas y el sodio pueden resultar perjudiciales, por lo que sólo deben consumirse en dosis moderadas.

➡ Guía para Comer queso de forma segura durante el embarazo ðŸ§€

⇒ Alimentos que se deben evitar cuando se está Embarazada

⇒ Â¿Cómo y qué comer durante el embarazo?

⇒ 13 Recetas de postres para el embarazo

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.