¿Puede una mujer embarazada comer maíz? embarazo

¿Pueden las mujeres embarazadas comer Maíz?

Comer alimentos nutritivos durante el embarazo es muy importante tanto para la futura madre como para el pequeño que crece en ella. Pero debido a los cambios hormonales extremos del cuerpo, durante el embarazo se desencadenan muchos antojos. Uno de los antojos más comunes durante el embarazo es el del maíz. Sin embargo, la pregunta que surge aquí es si las mujeres embarazadas pueden comer maíz.

¿Es seguro comer Maíz durante el embarazo?

Comer maíz durante el embarazo es seguro y saludable para la futura mamá y el bebé que crece en su interior. La mazorca de maíz puede incluirse en la dieta de las embarazadas, pero hay que tener cuidado de no consumirla en exceso, pues de lo contrario añadiría esos kilos de más al peso del embarazo que no son necesarios.

Beneficios para la salud de comer Maíz durante el embarazo

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas ⇓⇓⇓

lista de nacimiento bebe 

Comer maíz durante el embarazo beneficia tanto a la madre como al niño de la siguiente manera:

Alivio del estreñimiento:

El maíz es una excelente fuente de fibra que ayuda a eliminar el problema más común de las embarazadas: el estreñimiento.

Reduce el riesgo de discapacidades congénitas:

El maíz es una rica fuente de ácido fólico y, por tanto, reduce el riesgo de defectos neonatales en el niño.

Promotor de la memoria:

Comer maíz durante el embarazo ayuda al desarrollo saludable del cerebro del niño y, por lo tanto, aumenta la memoria.

Previene la degeneración muscular:

El maíz es rico en zeaxantina o vitamina que previene la degeneración muscular en el niño después del nacimiento.

Mejora la visión del bebé:

El maíz es rico en antioxidantes como la luteína que juega un papel vital en la mejora de la vista del recién nacido.

Previene el cáncer:

Los expertos afirman que los antioxidantes presentes en el maíz son capaces de proteger a la madre del cáncer, incluido el de mama.

Previene la anemia:

El maíz es rico en vitamina B12, que es vital para la formación de células sanguíneas y, por tanto, evita que la madre tenga anemia.

Aumenta la inmunidad:

El maíz es una rica fuente de beta-caroteno que se convierte en vitamina A que es buena para la salud de la piel, el cabello, la vista, la inmunidad y la memoria durante el embarazo.

Efectos secundarios del consumo de maíz durante el embarazo:

No hay duda de que el maíz es extremadamente nutritivo cuando se consume durante el embarazo. Pero si se consume en exceso, puede provocar un aumento excesivo de peso en el embarazo. Además, cualquier cosa en exceso es perjudicial para las mujeres embarazadas y lo mismo ocurriría con el maíz. Los ácidos grasos presentes en el maíz pueden provocar problemas cardíacos. Algunas mujeres se quejan de indigestión al consumir maíz durante el embarazo.

¿Es seguro el maíz enlatado durante el embarazo?

Todos los alimentos enlatados contienen BPA, que es mejor evitar durante el embarazo. Los alimentos frescos o congelados deben elegirse siempre antes que los enlatados. Incluso los frascos son mejores, pero el maíz enlatado es un gran NO.

¿Es bueno consumir copos de maíz durante el inicio del embarazo?

Consumir copos de maíz en exceso puede ser problemático. El consumo excesivo de copos de maíz durante el embarazo provoca problemas como gases intestinales, flatulencia, hinchazón y dolor abdominal. El exceso de copos de maíz reduce la capacidad del cuerpo para absorber hierro, zinc y minerales.

¿Puedo comer palomitas durante el embarazo?

Las palomitas de maíz durante el embarazo son seguras, siempre que se coman en cantidades limitadas. Es uno de los pocos tentempiés que puedes tomar durante el embarazo sin ninguna preocupación. No tienes que seguir un horario para comer palomitas. Puedes comerlas en cualquier momento que se te antoje.

Las palomitas son un grano entero. Son ricas en zinc, minerales y vitaminas esenciales que son buenas para las mujeres embarazadas. Así que sí, puedes comer palomitas durante el embarazo.

Sin embargo, es mejor que te mantengas alejada de los paquetes de palomitas instantáneas que vienen con aceite, mantequilla o sal. La calidad de estos complementos puede no estar a la altura. Los conservantes y aditivos tampoco son buenos para ti. Prepara las palomitas en la olla al fuego y no en el microondas. Puedes utilizar sales naturales como la sal rosa del Himalaya para condimentar tus palomitas y obtener un aporte mineral adicional. Asegúrate de que las palomitas estén bien cocinadas, de lo contrario no podrás digerirlas correctamente.

Si compras palomitas ya hechas o con sabores añadidos, lee bien la tabla de ingredientes. Algunos aromatizantes pueden crear problemas durante el embarazo.

⇒ Alimentos que se deben evitar cuando se está Embarazada

⇒ ¿Cómo y qué comer durante el embarazo?

⇒ 13 Recetas de postres para el embarazo

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños