¿Puede una mujer embarazada comer tomar aceite de coco? embarazo

El aceite de coco es el último de una larga lista de alimentos que se han promocionado como milagrosos o superalimentos. Sus defensores afirman que el aceite de coco tiene muchos beneficios para la salud cuando forma parte de la dieta, independientemente de si se está embarazada o no. Estos beneficios incluyen:

  • Efectos positivos en los niveles de colesterol bueno, debido a que la grasa principal del aceite de coco -el ácido láurico- es un ácido graso de cadena media.
  • Propiedades antimicrobianas debido a que el ácido láurico tiene características antimicrobianas.
  • Mejora de la inmunidad.

Para las mujeres embarazadas, los supuestos beneficios incluyen:

  • Alivio de los síntomas de las náuseas matutinas, la acidez y el estreñimiento.
  • Estimulación de la producción de leche después del parto.
  • Mejora del aumento de peso y de las habilidades locomotoras en los bebés de madres estresadas.

Qué dicen las investigaciones sobre el aceite de coco

Veamos primero la afirmación de que el ácido láurico tiene un efecto beneficioso sobre los niveles de colesterol bueno. Los estudios han demostrado que el aceite de coco puede aumentar los niveles de colesterol "bueno", conocido como colesterol de lipoproteínas de alta densidad (HDL), pero también aumenta los niveles de colesterol "malo", conocido como colesterol de lipoproteínas de baja densidad (LDL). Por lo tanto, el efecto global es neutro.

En cuanto a la afirmación de que el aceite de coco tiene efectos antimicrobianos, parece ser cierta, pero hay una advertencia importante. El aceite de coco sólo ha demostrado su actividad antimicrobiana en condiciones de laboratorio, lo que no significa necesariamente que tenga un efecto antimicrobiano en el cuerpo tras su consumo. Hasta que no haya ensayos clínicos de calidad que demuestren estos efectos positivos en los seres humanos, es mejor tratar esta afirmación con un grano de sal. Una situación similar se refiere a la supuesta propiedad de mejorar la inmunidad - no hay estudios de alta calidad en humanos que verifiquen esta afirmación.

El aceite de coco en el embarazo

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓lista de nacimiento bebe 

El supuesto beneficio del aceite de coco para las náuseas matutinas no está respaldado por ningún estudio científico. Sin embargo, la afirmación de que reduce el ardor de estómago puede ser más plausible, ya que algunos expertos creen que el aceite de coco suprime el apetito y, en consecuencia, disminuye el deseo de comer más alimentos. Esto puede dar lugar a una menor incidencia de la acidez estomacal. Sin embargo, al igual que en el caso de las náuseas matutinas, hasta ahora no hay pruebas científicas que respalden esta afirmación. Del mismo modo, no existen suficientes estudios que respalden la afirmación de que el aceite de coco puede tratar el estreñimiento. Sin embargo, puede ser beneficioso para la diarrea, que es un síntoma bien conocido relacionado con el embarazo. Los triglicéridos de cadena media, como el ácido láurico, se utilizan para tratar los trastornos de absorción de alimentos, como la diarrea.

El aceite de coco puede ayudar a la producción de leche después del parto, pero esto es válido para cualquier alimento rico en grasas. No parece haber ninguna propiedad especial asociada al aceite de coco que lo haga mejor que otras grasas cuando se consume con este fin. La última afirmación sobre la mejora del aumento de peso y las habilidades locomotoras en los bebés de madres con estrés se basa en realidad en un estudio con ratones. Como ocurre con los estudios de laboratorio, este resultado no puede extrapolarse a los seres humanos, aunque es realmente intrigante.

En conclusión, aunque el aceite de coco es objeto de una gran publicidad, muchas de sus afirmaciones no están respaldadas por estudios científicos en humanos. Sin embargo, esto no significa que no debas incluirlo en tu dieta, especialmente si no tienes problemas de colesterol. Al contrario, puede ser útil añadirlo a tu dieta hacia el final del embarazo, cuando tu estómago se ha reducido debido a que el bebé ejerce presión sobre él y te resulta difícil ingerir las calorías extra que requiere esta parte del embarazo.

⇒ Alimentos que se deben evitar cuando se está Embarazada

⇒ Â¿Cómo y qué comer durante el embarazo?

⇒ 13 Recetas de postres para el embarazo

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños