Diarrea en el embarazo, ¿por qué ocurre? descomposición, floja de la barriga

Es probable que aún no conozcas los numerosos síntomas del embarazo que se manifiestan con el paso de los meses. Uno de ellos es la diarrea, que puede ir acompañada de otros síntomas en el embarazo. Te sorprendería saber cómo puede afectarte en este periodo crítico. Te contamos todo sobre este problema asociado a tu intestino y cómo se puede prevenir y tratar.

Diarrea y embarazo

¿Es la diarrea un síntoma del embarazo? Sí, la diarrea puede ser a veces el primer síntoma del embarazo.

La diarrea es una situación en la que se producen tres o más deposiciones blandas en un periodo de 24 horas. Si sufres diarrea, es conveniente que hidrates bien tu cuerpo, ya que pierdes una cantidad importante de líquidos cada vez que defecas durante el embarazo. Las deposiciones frecuentes pueden causar deshidratación, que puede ser grave, pero rara vez pone en peligro la vida de la madre y del feto.

¿Por qué es común la diarrea en el embarazo?

La mayoría de los problemas en el embarazo son consecuencia de los cambios hormonales. Las hormonas son un factor de riesgo para las futuras madres, pero también desempeñan un papel crucial en el desarrollo de su hijo. La mayoría de las mujeres que pasan por los primeros síntomas del embarazo, como náuseas matutinas, o vómitos, pueden incluso experimentar diarrea. Incluso podrías experimentar diarrea verde debido a los cambios relacionados con el embarazo o a las condiciones generales. Las hormonas, como los estrógenos, la progesterona y la gonadotropina coriónica humana (Hcg), suelen tener un impacto en el sistema gastrointestinal. Aunque la mayoría de las mujeres experimentan cambios hormonales, sólo unas pocas sufren diarrea en los primeros meses de embarazo.

¿Qué causa la diarrea durante el embarazo?

Hay una serie de razones que pueden causar diarrea durante el embarazo.

Cambios hormonales. Durante el embarazo, las hormonas producidas por el cuerpo ralentizan la función digestiva. Esto ayuda al embrión en desarrollo a extraer los nutrientes de forma más eficiente de los alimentos. Sin embargo, esta ralentización provoca problemas como el estreñimiento. Por otro lado, si las hormonas aceleran el proceso de digestión, puede causar diarrea.

Las vitaminas prenatales son importantes para la salud del bebé en crecimiento. Estos suplementos a veces provocan malestar estomacal y diarrea. Si las vitaminas prenatales no te sientan bien, es conveniente que consultes con tu médico.

En cuanto te quedas embarazada, seguro que te vuelves más consciente de tus hábitos alimenticios, para incorporar alimentos más nutritivos. Un cambio repentino en tu dieta podría repercutir en tu intestino y provocar diarrea.

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓lista de nacimiento bebe 

Si eres sensible a ciertos tipos de alimentos, comerlos durante el embarazo puede afectar a tu sistema digestivo. Es posible que descubras que una determinada dieta te provoca malestar estomacal o hinchazón

La mayoría de las mujeres aumentan su consumo de leche en cuanto descubren que están embarazadas. Sin embargo, la ingesta de leche puede provocar diarrea si se padece intolerancia a la lactosa. Dejar de tomar leche durante unos días puede reducir los síntomas de la intolerancia a la lactosa. Sin embargo, asegúrate de incluir en tu dieta productos lácteos como el queso y el yogur para cubrir tus necesidades de calcio.

Si sufres diarrea, no siempre se debe a cuestiones relacionadas con el embarazo. Es posible que los movimientos sueltos se deban a bacterias, virus, parásitos intestinales, gripe estomacal o intoxicación alimentaria. Si tienes la enfermedad de Crohnsíndrome de intestino irritable, colitis ulcerosa o celiaquía, la diarrea puede ser un problema persistente.

Tratamiento de la diarrea durante el embarazo

Si sufres de diarrea, intenta seguir algunos de los cambios dietéticos mencionados a continuación para deshacerte del problema.

Es posible que mejores haciendo cambios en tu dieta, ya que algunos alimentos pueden empeorar la diarrea. Debes evitar los alimentos picantes, fritos, ricos en grasas y en fibra, así como los productos lácteos.

Si eres intolerante a la lactosa, asegúrate de compensar tu baja ingesta de calcio incluyendo en tu dieta otros alimentos ricos en calcio.

Es aconsejable evitar el consumo de café, té y zumos de uva, ya que pueden agravar el problema. También es mejor evitar las bebidas con cafeína y carbonatadas, los frutos secos, la carne roja, las especias y las golosinas azucaradas como caramelos y chocolates.

Si sufres de diarrea, debes consumir mucha agua, zumos y caldos para sustituir los electrolitos perdidos. El agua ayuda a reponer los líquidos perdidos, mientras que los zumos y los caldos ayudan a reponer los niveles de potasio y sodio en el cuerpo. Se aconseja tomar la terapia de rehidratación oral porque es uno de los métodos más eficaces para controlar la diarrea.

Los medicamentos pueden ser una de las causas de la diarrea, pero el cuerpo suele adaptarse a ellos después de algún tiempo. Si tus vitaminas prenatales te están causando diarrea, el médico puede cambiar los suplementos prescritos o ayudarte tratando la diarrea de otra manera. Recuerda que no debes tomar ningún medicamento antidiarreico de venta libre sin consultar con tu médico durante el embarazo, ya que podría tener un efecto adverso en el niño.

Remedios caseros para la diarrea durante el embarazo

Lo mejor es recurrir a los remedios caseros para estas molestias. Los medicamentos de venta libre no son aconsejables durante el embarazo, por lo que, en caso de diarrea, puedes probar algunos de estos remedios caseros:

  1. Bebe mucha agua para completar el líquido perdido en tu cuerpo.
  2. Bebe té de jengibre porque tiene propiedades antiespasmódicas que pueden ayudar a aliviar los síntomas de la diarrea al reducir los espasmos estomacales y los gases del material fermentado que causan las deposiciones frecuentes y acuosas. Para ello, basta con hervir un poco de jengibre y té en agua y dejarlo reposar de 10 a 15 minutos. Cuela y luego consúmelo con azúcar o miel.
  3. También puedes probar a tomar de tres a cuatro cucharadas de miel en un vaso de agua tibia. Las propiedades antioxidantes y antibacterianas de las enzimas y aminoácidos de la miel ayudan a reforzar el sistema inmunitario.
  4. El limón es un estimulante del hígado que ayuda a controlar el movimiento del intestino irritable y alivia la diarrea. Puedes consumir una mezcla de zumo de limón, un cuarto de cucharadita de pimienta negra machacada y media cucharadita de jengibre en polvo dos veces al día.
  5. Se dice que la cáscara de psyllium es eficaz, ya que reduce la frecuencia y la gravedad de la diarrea. Es un antidiarreico, lo que significa que absorbe el contenido de agua de los intestinos y ayuda a controlar la diarrea.

Cómo prevenir la diarrea en las embarazadas

Puedes evitar que tu intestino se infecte adoptando unos sencillos hábitos:

  • Evita el agua del grifo porque puede contener bacterias y agentes patógenos.
  • Asegúrate de que no te cepillas los dientes con agua impura ni utilizas cubitos de hielo hechos con agua del grifo por la razón antes expuesta.
  • Aléjate de los vendedores ambulantes y evita las frutas que no se puedan pelar porque podrían contener gérmenes. Asegúrate de comer frutas que puedas pelar tú misma en el momento de comer, como plátanos y naranjas.
  • No te adentres en zonas con un saneamiento inadecuado porque hay más posibilidades de exponerse a los virus y bacterias de las heces.
  • Evita comer carne o marisco crudos o poco cocinados porque pueden contener virus y bacterias.
  • Sobre todo, mantén una higiene básica, y utiliza un desinfectante de manos cuando no puedas usar agua y jabón.

Cuándo consultar al médico

Aunque la diarrea es habitual durante el embarazo, y no es motivo de pánico, conviene asegurarse de vigilar los síntomas, para poder observar y atajar a tiempo cualquier cosa fuera de lo normal. A continuación, te indicamos cuándo debes consultar a un médico si sufres diarrea durante el embarazo.

  • Diarrea crónica, más de 3 ó 4 días, sin que haya signos de mejoría.
  • Signos de deshidratación. Orina de color amarillo oscuro, sed constante, disminución de la producción de orina, aturdimiento, fatiga y dolor de cabeza, o sequedad de boca, asegúrate de consultar a un médico.
  • Si notas cualquier otro síntoma que pueda apuntar a un problema más grave, asegúrate de hacerte un chequeo lo antes posible. De este modo, cualquier afección compleja podrá ser tratada a tiempo para facilitar tu curación.

Diarrea verde en el embarazo

Si consumes verduras ricas en clorofila, entonces puede alterar el color de tus heces a verde. Los alimentos ricos en hierro también podrían ser la causa de las cacas de color verde durante el embarazo. Por lo general, la causa es el consumo excesivo de una dieta rica en clorofila. Hay que tener en cuenta que la bilis segregada en la zona principal del intestino delgado es de color verde, y cuando los alimentos digeridos, junto con el agua, pasan por el intestino grueso, el color cambia. Existe la posibilidad de que los residuos pasen rápidamente por el intestino grueso y, por lo tanto, las heces no puedan cambiar de color. Este proceso se conoce como tránsito rápido, que reduce el tiempo de tránsito intestinal y provoca heces verdes. Los suplementos de hierro podrían incluso causar heces negras durante el embarazo.

Cabe señalar que la diarrea verde también podría ser causada por trastornos intestinales, infecciones intestinales e intoxicación por giardia o salmonela. Si crees que tu dieta no es la responsable de las heces verdes durante el embarazo, es aconsejable que consultes a tu ginecólogo, ya que podría ser el síntoma de un problema de salud más grave.

Diarrea del viajero y embarazo

Puedes sufrir diarrea mientras viajas o puede ocurrir a la semana de haber viajado. El motivo puede ser el agua o los alimentos contaminados con depósitos fecales. Para evitar la diarrea del viajero durante el embarazo, evita comprar alimentos a vendedores ambulantes, ya que podrían contener gérmenes. Mantén una higiene básica y sigue los consejos mencionados anteriormente.

Si ya estás en las últimas semanas de parto te recomiendo que leas â‡’ Â¿Es la diarrea un síntoma de parto?

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños