¿Puede una mujer embarazada comer nueces? embarazo

¿Pueden las mujeres embarazadas comer nueces?

Las investigaciones afirman que el consumo materno de frutos secos, incluidas las nueces, se asocia a una reducción de las alergias a los frutos secos en la descendencia. Las nueces también son nutritivas y son ricas en vitaminas, minerales, aceites esenciales, proteínas y fibra. Pero cuando se está embarazada, hay que tener cuidado de por qué, cuándo y cómo comer nueces.

¿Es seguro comer nueces durante el embarazo?

Las nueces son extremadamente saludables y completamente seguras para su consumo durante el embarazo. El núcleo de una nuez se asemeja a un cerebro y no sólo se asemejan a él, sino que también ayudan al buen funcionamiento del cerebro. Además, el consumo de nueces durante el embarazo tiene otros beneficios potenciales.

Las nueces son ricas en omega 3. Por lo tanto, las nueces durante los primeros meses del embarazo serán beneficiosas para el crecimiento del bebé.

Tienen una cantidad considerable de vitaminas, fibra, cobre, manganeso y magnesio. Esto se suma a la carga de los beneficios de las nueces durante el embarazo. Se trata de ingredientes esenciales para su salud cotidiana.

Contiene ácido alfa-linoleico. Se trata de un ácido graso esencial necesario para el desarrollo y el crecimiento del bebé.

Beneficios para la salud de comer nueces durante el embarazo

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓

lista de nacimiento bebe 

  1. Las nueces son ricas en ácidos grasos Omega-3 y proteínas que pueden contribuir al desarrollo de los ojos y el cerebro del bebé.
  2. Las nueces contienen esteroles vegetales que pueden ayudar a controlar los niveles de colesterol en la sangre y aumentar los niveles de colesterol bueno (HDL) en el cuerpo.
  3. Comer nueces en cantidades moderadas también puede ayudar a mantener un perfil lipídico óptimo durante el embarazo.
  4. El aceite de nuez es beneficioso para preservar la función de las células endoteliales, que recubren los vasos sanguíneos de todo el cuerpo. Estas células desempeñan un papel importante en la flexibilidad de los vasos sanguíneos. Por lo tanto, la inflamación de los vasos sanguíneos puede controlarse con el consumo regular de nueces.
  5. Como las nueces relajan los vasos sanguíneos, pueden incluso ayudar a controlar la presión arterial alta.
  6. Las nueces son una buena fuente de proteínas y fibra, ambas vitales para una mujer embarazada.
  7. Los antioxidantes presentes en las nueces pueden ayudar a reforzar el sistema inmunitario de la mujer embarazada. Se recomienda comer las nueces con la piel marrón. Esto se debe a que el 90% de los antioxidantes presentes en las nueces se concentran en su piel.
  8. El contenido en cobre de las nueces puede ayudar al correcto crecimiento y desarrollo del feto.
  9. También contienen polifenoles y cobre que pueden prevenir los daños de los radicales libres y el cáncer.
  10. Después del parto, se recomienda que las madres consuman nueces para mantener alejada la depresión posparto. Su contenido en ácido alfa-linolénico es bueno para combatir la depresión posparto, la psicosis maníaco-depresiva e incluso la demencia. Así que puedes seguir comiendo nueces después del parto.
  11. Las nueces también ayudan a regular los niveles de melatonina. La melatonina induce el sueño y comer nueces, especialmente durante el tercer trimestre, puede ser muy beneficioso, ya que el sueño se convierte en una preocupación importante en ese momento.
  12. Las nueces pueden hacer que te sientas llena durante más tiempo y evitar que te des un atracón, manteniendo así tu peso bajo control.
  13. Las nueces contienen cobre, necesario para la formación de glóbulos rojos. También ayuda a reparar los tejidos y a descomponer los azúcares.
  14. El manganeso es un nutriente crucial necesario para el desarrollo de los huesos y los cartílagos del bebé. Una porción de nueces puede aportar la mitad de la cantidad diaria necesaria de manganeso.

¿Cuáles son los riesgos de comer nueces durante el embarazo?

Aunque las nueces se pueden consumir durante el embarazo, no hay que hacerlo en exceso. Un exceso de cualquier cosa puede resultar perjudicial para la salud. Puedes comer nueces durante el embarazo siempre que lo hagas con moderación. No se recomienda consumir más de 30 g de nueces al día durante el embarazo. Esto se debe a que consumir demasiadas nueces puede desencadenar complicaciones tanto para la madre como para el feto.

Estas son algunas de las posibles complicaciones que pueden surgir si se consumen nueces en exceso durante el embarazo.

  • Consumir nueces en cantidades excesivas puede provocar diarrea durante el embarazo.
  • El consumo de nueces puede interferir en la absorción del hierro y provocar anemia a largo plazo.
  • Una alergia leve a las nueces puede agravarse durante el embarazo. Si eres muy alérgica a los frutos secos y acabas consumiendo incluso una pequeña cantidad de nueces durante el embarazo, puede provocar erupciones cutáneas, hinchazón de labios, picores, mareos y sibilancias.
  • Comer nueces en exceso puede aumentar las posibilidades de sangrado durante el parto.

Precauciones con las nueces durante el embarazo:

  • Siempre recomendamos consultar a tu médico antes de darte un capricho con cualquier alimento. Informa a tu médico y luego inclúyelos en tu tabla de alimentación.
  • Opta por las nueces naturales. Los recubiertos de azúcar o los salados no son realmente buenos para ti ni para el bebé. Pueden aumentar innecesariamente las calorías.
  • Elige siempre nueces de buena calidad.
  • Guárdalas en un recipiente hermético, para que no se pierda la frescura.

⇒ Alimentos que se deben evitar cuando se está Embarazada

⇒ Â¿Cómo y qué comer durante el embarazo?

⇒ 13 Recetas de postres para el embarazo

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños