Picores vaginales durante el embarazo ¿Qué puede causarlo?

Las náuseas matutinas, los dolores de cabeza, los cambios de humor y el cansancio son algunos de los síntomas habituales del embarazo. Si estás embarazada, seguro que has experimentado algunos de ellos, si no todos. La mayoría de las mujeres experimentan estos síntomas durante el embarazo, pero a veces también pueden experimentar picores vaginales en algún momento del mismo. El picor vaginal, aunque no lo experimentan todas, es común durante el embarazo. Si experimenta picores vaginales, no debes asustarte. Puede deberse a varios factores y para solucionarlo hay que identificar primero la causa correcta.

¿Qué es el picor vaginal?

El picor vaginal durante el embarazo es una afección en la que la piel de la vagina y sus alrededores se irrita y se produce picor e inflamación. Cuando una mujer está embarazada, puede experimentar un aumento del flujo vaginal, que puede irritar la piel de la zona. Sin embargo, el picor también puede deberse a infecciones o a una reacción alérgica a cualquier detergente, loción o jabón que se utilice durante el embarazo.

¿Cuáles son las causas del picor vaginal durante el embarazo?

A continuación se mencionan las razones más comunes del picor vaginal durante el embarazo.

Aumento de la secreción vaginal

Los cambios hormonales, los cambios en los niveles de pH y el engrosamiento de las paredes vaginales durante el embarazo pueden provocar un aumento del flujo vaginal. El aumento del flujo vaginal y del moco cervical durante el embarazo puede provocar picores. Si el flujo es claro o blanco y no tiene olor, significa que el picor está causado por las hormonas del embarazo. Aunque el flujo vaginal protege la vagina, a veces puede irritar la piel de la zona, haciendo que se enrojezca y pique. Si experimentas un aumento del flujo vaginal, límpialo suavemente y mantén la zona seca y limpia en la medida de lo posible. Incluso puedes utilizar una compresa fría en la zona afectada o lavar la zona con agua fresca.

Infección por hongos

La zona pélvica experimenta un aumento del flujo sanguíneo durante el embarazo, lo que provoca la congestión de la zona vaginal, haciéndola más susceptible a las infecciones. Los cambios hormonales durante el embarazo pueden alterar el equilibrio del pH de la vagina, haciéndola vulnerable a las infecciones. Como resultado, los hongos pueden multiplicarse en la región vaginal, provocando un intenso picor, un flujo maloliente parecido al requesón y dolor. Esto puede tratarse fácilmente con medicamentos de venta libre. Los medicamentos que se sugieren son cremas, pomadas o comprimidos antifúngicos. Sin embargo, debes consultar primero con tu médico, antes de usar cualquier medicamento.

Vaginosis bacteriana

Esta es una causa muy común de picor vaginal durante el embarazo. Las bacterias se encuentran comúnmente en la vagina, pero si el equilibrio entre las bacterias buenas y malas cambia, puede causar vaginosis bacteriana durante el embarazo. Los síntomas de la vaginosis bacteriana incluyen picor, dolor, ardor al orinar, flujo maloliente e inflamación. Esta enfermedad debe ser diagnosticada y tratada por un médico. El médico suele recetar antibióticos para eliminar la infección bacteriana.

Irritación inducida por productos

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓lista de nacimiento bebe

Durante el embarazo, la sensible piel de la vagina puede inflamarse o irritarse debido a los jabones, detergentes o lociones fuertes que utilices. Los suavizantes y detergentes utilizados en la ropa interior, los jabones perfumados, las lociones, las duchas vaginales y los preservativos pueden provocar la irritación de la piel vaginal. Para evitarlo, evita utilizar jabones y lociones perfumados. Utiliza jabones y lociones suaves y sin perfume, y opta por detergentes y suavizantes hipoalergénicos.

Pediculosis (piojos)

Si tienes un intenso picor alrededor del vello púbico, puede deberse a la pediculosis o piojos del cangrejo. Los piojos cangrejos son pequeños insectos que se alimentan de la sangre humana. Son muy contagiosos, y puedes contraerlos en los baños públicos o por transmisión en las relaciones de pareja. La pediculosis no puede tratarse en casa y hay que consultar a un médico para ello. En el caso de los piojos del cangrejo, también es necesario descontaminar completamente la ropa de cama y la ropa. No se recomienda utilizar tratamientos químicos contra los piojos sin consultar al médico.

Enfermedades ETS

Las enfermedades de transmisión (ETS) también pueden causar picor e irritación vaginal. Algunos ejemplos de ETS son la sífilis, la gonorrea, la clamidia, la tricomoniasis y el herpes. Además del picor, estas enfermedades también provocan un flujo maloliente y dolor. En caso de una ETS, la mujer debe buscar ayuda médica inmediatamente. En caso de que tenga una ETS, el médico le recomendará el tratamiento adecuado. Al mantener relaciones hay que utilizar protección y evitar las relaciones intimas con parejas que no sean monógamas.

Infección del tracto urinario (ITU)

El picor vaginal también puede ser consecuencia de una infección del tracto urinario (ITU). Se debe principalmente a las bacterias alojadas en el tracto urinario, que provocan picor, dolor y sensación de ardor al orinar. También puede ir acompañado de fiebre, escalofríos y vómitos. Si experimentas estos síntomas, debes consultar a un médico, ya que requerirá un tratamiento con antibióticos.

Cómo prevenir el picor en la vagina durante el embarazo

Si experimentas picores vaginales durante el embarazo, no debes intentar automedicarte. Además, los medicamentos de venta libre deben tomarse sólo después de consultar con un médico. Sin embargo, si no experimentas este problema, hay ciertas cosas que puedes hacer para prevenirlo. Tendrás una cosa menos de la que preocuparte durante el embarazo. A continuación te ofrecemos algunos consejos para reducir la probabilidad de sufrir picores vaginales durante el embarazo.

  1. Usa ropa interior de algodón: Utiliza bragas sueltas de algodón y evita llevar ropa ajustada durante el embarazo. No optes por las fibras de lycra y spandex, ya que pueden atrapar la humedad junto a la piel y provocar picores.
  2. Si utiliza toallitas húmedas deben ser sin perfume ni alcohol.
  3. Mantente limpia y seca. Cámbiate la ropa interior 2 ó 3 veces al día para eliminar el sudor y las secreciones.
  4. La zona debe asearse después de las relaciones de pareja.
  5. Opta por productos hipoalergénicos: Utiliza jabones, lociones y geles de ducha suaves. Utiliza suavizantes y detergentes hipoalergénicos para lavar la ropa interior.
  6. Se puede utilizar una compresa fría en la zona afectada para eliminar el picor. Si la piel de la vagina es sensible, utiliza agua fría para lavarla, ya que el agua caliente podría aumentar la irritación.
  7. Comer yogur natural: El yogur ayuda al cuerpo a mantener los niveles de pH equilibrados. Incluye el yogur en tu dieta diaria. Sin embargo, opta por yogur natural sin azúcar para ayudar a equilibrar los niveles de pH de tu cuerpo.
  8. Prueba las cremas antipicores o la maicena: Puedes utilizar una crema antipicor de venta libre después de consultar con tu médico para asegurarte de que no contiene ningún ingrediente que pueda suponer un daño para tu bebé. También puedes probar a espolvorear un polvo de almidón de maíz sin perfume sobre la zona del picor para mantenerla seca y aliviar el picor.
  9. Practica una buena higiene: Después de mantener relaciones o de ir al baño, procura limpiar la zona vaginal. Límpiate siempre de delante hacia atrás.

Cuándo consultar al médico

Si durante el embarazo experimentas irritación vaginal acompañada de síntomas como flujo maloliente y dolor, debes consultar al médico de inmediato para descartar enfermedades y otras infecciones. La causa principal del picor vaginal al principio del embarazo son los cambios hormonales o las infecciones. Debes consultar a tu médico si el picor persiste durante mucho tiempo y tienes dolor o flujo maloliente. Consulta a tu médico si notas algo anormal en la zona vaginal, como úlceras, cortes, llagas o protuberancias. Una vez que el profesional sanitario encuentre la causa del problema, podrá recomendar el tratamiento adecuado para el picor vaginal durante el embarazo.

Para concluir

El picor vaginal durante el embarazo es muy común y puede ser tratado por un médico tras determinar la causa exacta. Pero siempre se recomienda practicar una buena higiene para mantener a raya este problema. Mantén la vagina limpia y seca para evitar la irritación. No utilices ningún medicamento para tratar el picor vaginal sin consultar antes a tu médico.

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños