¿Qué son el reposo relativo y absoluto en el embarazo? reposo embarazo sentada, tumbada, reposo absoluto me puedo sentar

El reposo absoluto o parcial durante el embarazo es una medida habitual indicada por los obstetras para ayudar en el tratamiento de diversas afecciones. Describimos las razones de este consejo y las recomendaciones para su aplicación.

En cualquier fase del embarazo, el médico puede recomendar reposo absoluto si considera que tu vida o la de tu hijo están en peligro. ¿Cuándo se recomienda exactamente el reposo absoluto durante el embarazo?

Aunque esta indicación queda a la entera discreción del obstetra, los diagnósticos pueden pasar del reposo absoluto al reposo relativo. Por lo tanto, los límites de lo que es o no es posible durante este reposo también varían. Salvo en casos extremos, ya no suele recomendarse el reposo total en cama durante varios meses. Por tanto, la prevención del parto prematuro se basa principalmente en la adopción de un estilo de vida descansado.

A continuación te contamos de forma generalizada cuándo se recomienda el reposo absoluto durante el embarazo. Por supuesto, ninguna sugerencia aquí implica que no debas seguir las recomendaciones de tu médico.

Ciertas situaciones de alto riesgo no permiten que una mujer tenga un embarazo normal. Se trata de las siguientes condiciones:

¿Qué implica el reposo?

En general se aconseja a la futura madre de riesgo que limite sus actividades físicas, que modere sus movimientos, que evite caminar y estar de pie durante mucho tiempo. Se le aconseja que evite el transporte y que permanezca tranquila en casa. En algunos casos puede ser necesaria hospitalización.

¿Cuándo se recomienda el reposo absoluto durante el embarazo?

Cuando un obstetra recomienda reposo absoluto a una mujer embarazada, forma parte de una revisión de las condiciones del embarazo para determinar si éste puede ser de alto riesgo. Un embarazo de alto riesgo es aquel en el que existen factores o síntomas que pueden afectar negativamente a la salud de la madre y del bebé.

Los factores que influyen en que un embarazo se considere inseguro y en que la madre tome medidas especiales, como el reposo, son variados.

En algunos casos, esta decisión se toma en las primeras semanas de embarazo. En otros, puede hacerse más cerca de la fase final. Por supuesto, en casos extremos, puede estar indicado el reposo durante todo el embarazo.

Aunque pueda parecer extraño, es bastante habitual prescribir reposo absoluto a una mujer embarazada. Las estadísticas muestran que alrededor del 20% de todas las mujeres embarazadas en un año reciben esta indicación médica.

🤰🏻👶🏻🎁 Crea tu lista de nacimiento y actualízala siempre que quieras. Comparte tu lista con familiares y amigos para que puedan acertar con el regalo que necesitas â‡“⇓⇓lista de nacimiento bebe

Causas médicas que pueden requerir reposo absoluto o relativo

Según los obstetras, algunas de las razones por las que se aconseja a una mujer embarazada que haga reposo o descanso son:

  • Preeclampsia.
  • Problemas en el cuello del útero: ya sea porque se desarrollaron durante el embarazo o en mujeres que han sufrido quemaduras o cortes en el cuello del útero como consecuencia de los tratamientos contra el VPH.
  • Contracciones intensas y frecuentes antes del final del embarazo.
  • Hematoma en el saco gestacional.
  • Dolor de espalda o ciática.
  • Estrés o fatiga física y mental.

Por supuesto, todas estas condiciones pueden desencadenar una pérdida de embarazo y se consideran una amenaza de aborto. Por ello, el reposo es una de las primeras medidas que se suelen indicar, además de otros tratamientos específicos para cada enfermedad.

Controversias sobre el descanso absoluto

La controversia en torno a la indicación del reposo absoluto para una mujer embarazada ha aumentado a medida que los estudios médicos han progresado. El punto de partida es que el descanso es una medida preventiva y que, en todos los casos, ayuda a tratar las causas principales.

Sin embargo, muchos especialistas consideran que no es posible demostrar que esta indicación pueda resolver realmente alguna de las complicaciones específicas del embarazo.

Desde el punto de vista psicológico, la opinión es bastante favorable. Esta disciplina establece que el reposo absoluto es beneficioso para la mujer embarazada. Poder estar tranquila, relajada y sentir que colabora en el bienestar del bebé contribuye a la recuperación de la madre, sea cual sea la patología.

Consejos prácticos para hacer más llevadero el reposo

Soñabas con un embarazo perfecto y sin preocupaciones, pero ahora tu médico te dice que las complicaciones que podrían desencadenar un parto prematuro te obligan a guardar reposo. Las emociones están a flor de piel; te preocupa el bienestar de tu bebé, te preguntas cómo te las arreglarás para preparar su llegada ahora que estás en reposo, y tu ánimo se desploma ante la idea de permanecer sentada durante semanas.

Mantener una actitud positiva

Puede parecer imposible, pero lo mejor que puedes hacer por tu bebé es mantener una actitud positiva y no dejar que el estrés o las emociones negativas te abrumen. Para ayudarte a mantener la concentración, sigue una rutina diaria. Mantente en forma haciendo algunos ejercicios sencillos de estiramiento como mover las piernas, los pies, los brazos y la cabeza con suavidad. También puedes pedirle a tu pareja que te de un masaje suave en las extremidades y la espalda.

No te olvides de cuidar tu aspecto, ya que esto también repercutirá en tu estado de ánimo y en la percepción de tu entorno. Y este descanso forzado tiene un lado positivo: podrás acumular reservas de sueño, que te serán útiles cuando el bebé esté contigo.

Comer bien y no comer en exceso evitará el malestar y, por tanto, favorecerá tu sensación de bienestar y comodidad.

El entretenimiento al alcance de la mano

Dado que tendrás que reducir tus movimientos al mínimo y que la cama o sofá se convertirán probablemente en tus mejores amigos durante un tiempo, asegúrate de tener todo lo que necesitas para estar entretenida y cómoda. pasatiempos, revistas, libros y música, mando a distancia y un ordenador portátil o una tablet. Además, Agua, servilletas, algún tentempié saludable, cojines, etc.

Acepta ayuda y cuidados de tu pareja

Lo más probable es que tu pareja también esté preocupada por ti, así que no tengas miedo de apoyarte en él o ella, ya que ayudarte en este momento difícil y compartir estos momentos contigo le ayudará a sentirse incluido y útil. Lo importante es tomar un día a la vez y aceptar su ayuda cuando la necesites. 

Acompañamiento

Puede que tus amigas estén demasiado ocupadas durante la semana con el trabajo y la familia como para venir a verte, pero nada te impide llamarlas para charlar un rato o invitarlas a tu casa para una sesión de manicura y pedicura de chicas el fin de semana. Aprovecha este tiempo para mantener esos vínculos que son tan importantes para ti y que tanto bien te hacen.

Preparar el nacimiento

Es posible que no puedas hacer todas las cosas que tenías pensada, pero sí puedes hacer algunas desde la comodidad de tu cama. Doblar la ropa de bebé que ha lavado tu pareja, hablar con tu bebé, hacer una lista de las cosas que quieres incluir en la bolsa del hospital, Hacer una lista de nacimiento, empezar un libro de recuerdos o escribir cartas a tu bebé por nacer son buenas formas de preparar la llegada de tu bebé tanto desde el punto de vista práctico como emocional.

Iniciar un proyecto o teletrabajar

¿Te gustan las manualidades? ¿Te gustaría envolver a tu bebé en un bonito edredón hecho por ti? ¿Te apetece hacer un curso online? Ahora es el momento perfecto para aprovechar todo ese tiempo libre para practicar tus aficiones favoritas o incluso para aprender algo que llevas tiempo queriendo intentar.

Delega

Para evitar que las tareas se acumulen y aumenten tu estrés, ¿por qué no consideras la posibilidad de contratar a una persona que mantenga tu casa en buen estado mientras descansas o un servicio de catering para abastecer tu congelador para la llegada del bebé? También puedes pedir a tus seres queridos que te ofrezcan su tiempo para ayudarte con las cosas de tu lista que no puedes atender. Les hará felices y tú podrás estar tranquila hasta el gran día.

¿El reposo absoluto conlleva riesgos para la mujer?

Pues sí, el reposo, o más bien la reducción de la movilidad puede ser peligrosa... Y es bastante frecuente que se produzcan problemas a causa de esta inmovilidad.

Pero cuando se está embarazada es importante saber que moverse por la casa y realizar actividades cotidianas sencillas es muy beneficioso. Y te ahorra muchos inconvenientes.

Por supuesto, no se trata de complicaciones que se produzcan siempre, pero siguen siendo frecuentes:

  • Riesgo tromboembólico. Consiste en la formación de un coágulo de sangre en la red venosa. En general, son los miembros inferiores los que tienen más probabilidades de verse afectados por este reposo forzado en primer lugar. El riesgo es que el coágulo suba por la circulación venosa hacia los pulmones (aunque sea raro).
  • Disminución de la densidad mineral y de la pérdida de hueso trabecular.
  • Este reposo forzado, puede afectar el estado anímico y también puede tener una repercusión financiera. Puede eliminar o reducir un salario en un hogar donde es vital. Esto puede provocar tensiones en la pareja y, por repercusión, en toda la familia.

La hospitalización por riesgo de parto prematuro no es inocua. Puede causar más daños que beneficios. Por supuesto, si eres una mujer con un embarazo de alto riesgo y estás guardando reposo en casa, no es bueno que te quedes en la cama, pero hacer ejercicio tampoco es la solución. Quedarse en casa tranquilamente es algo bueno si sigues cocinando sin complicaciones, por ejemplo, subir las escaleras para ir a dormir, caminar un poco por la casa es mejor para la mujer que estar todo el día tumbada.

🔆 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!

Menudo Embarazo: Guía sobre el embarazo      inglés para niños