Familias numerosas: la vida cotidiana con los hijos

Las ventajas de una familia numerosa

Una familia numerosa tiene muchas ventajas para los niños y su desarrollo. El ambiente de una familia numerosa favorece el juego y el establecimiento de relaciones sólidas y duraderas. Todos aprenden a convivir y desarrollan un fuerte sentido de la solidaridad con sus hermanos. Los niños entienden que es fundamental compartir y no descuidar al otro.

En otras palabras, suele darles un sentido de responsabilidad y de compartir.

Otra ventaja es que la presencia de un gran número de niños da a todos ellos la oportunidad de jugar entre sí y de encontrar formas de entretenerse continuamente. Es raro escuchar "me aburro" en un grupo de hermanos así.

Los niños que nacen en una familia numerosa también pueden aprender a ser independientes y autosuficientes (vestirse solos, ayudar a poner la mesa y ordenar la habitación, etc.) antes que otros. Además, los niños mayores suelen asumir la responsabilidad de cuidar a los más pequeños y se toman muy en serio su papel de "niños grandes". Por último, los niños de estas familias numerosas se enfrentan a veces a la dificultad de obtener cosas con facilidad porque los padres no siempre pueden multiplicar los gastos. Estas "privaciones" pueden ser beneficiosas para que tomen conciencia de las realidades de la vida.

Las dificultades de una familia numerosa

Es obvio que en una familia numerosa, ambos padres tienen menos tiempo para dedicar a cada hijo (individualmente). Por lo tanto, es importante ser consciente de las posibles decepciones y frustraciones que los hermanos pueden experimentar a diario. Si los padres pueden, también es beneficioso organizar algunas salidas (aunque sean escasas) a solas con cada uno de ellos para compartir momentos a solas con ellos y demostrar al niño que tiene un lugar definido y único en la familia.

También es importante dar a los mayores tiempo para sus propias actividades y no intentar hacerles demasiado responsables cuidando de los más pequeños. Cada niño debe poder vivir sus primeros años de vida en paz y realizar los juegos y actividades propios de su edad.

Por último, también puede ser difícil para los padres conciliar la vida familiar y la vida profesional. Es importante saber organizarse para poder seguir disfrutando de los buenos momentos con la familia sin dejarse abrumar por el cansancio y las preocupaciones cotidianas.

Las finanzas de una familia numerosa

Este es otro punto que preocupa a muchas familias llamadas "clásicas" (en las que los hermanos se limitan a dos o tres hijos). ¿Cómo gestionan estas familias numerosas sus gastos diarios? Aunque haya que ajustar algunos detalles (como el tamaño del coche, por ejemplo), la vida cotidiana de una familia numerosa no difiere mucho de la de otras familias.

Las compras son, en efecto, más importantes, la ropa se pasa de niño a niño como en cualquier otra familia y la ayuda mutua suele estar a la orden del día. Por supuesto, los costes aumentan con la llegada de un hijo más, pero con organización y una gestión cuidadosa de los gastos familiares, nada puede interferir en el buen funcionamiento de la casa.

Sin embargo, las vacaciones y las mejoras en el hogar pueden ser muy costosas. Puede ser necesario invertir en un segundo frigorífico, cambiar de casa para tener varios dormitorios y baños, etc. En cambio, las vacaciones deben organizarse con mucha antelación.

Cómo crear disciplina en una familia numerosa

Ayudas a las familias numerosas

Para que estas familias numerosas puedan acoger a sus hijos con tranquilidad y para que reciban el mejor apoyo posible en su día a día, el Estado les proporciona ayudas. Sin embargo, el importe puede variar en función de los ingresos de la familia.

La vida familiar difiere de un hogar a otro: familias reconstituidas, familias monoparentales, familias con un solo hijo o, por el contrario, familias con un gran número de hermanos... Cada familia tiene, por tanto, sus propias características y, en el caso de una familia numerosa, la organización es la clave.

Cómo crear disciplina en una familia numerosa

A mayor número de hijos, es decir, a mayor número de miembros en el hogar, más esfuerzo implica crear disciplina. De forma lógica, en una familia numerosa, los niños son más revoltosos al poder jugar todos juntos y también, al poder apoyarse en el poder del grupo.

Pues bien… ¿Cómo se debe crear disciplina en un hogar?

  • En primer lugar, es fundamental que los padres den un buen ejemplo a los niños. Es decir, que tengan una buena comunicación y que sean amables el uno con el otro. Por otra parte, en caso de que los padres se griten o riñan frecuentemente, los hijos también heredan e imitan este comportamiento.
  • La disciplina implica que los niños empiecen a asumir sus propias responsabilidades. Es decir, que colaboren con las tareas de la casa, que hagan su cama, recojan sus juguetes cada tarde, hagan sus deberes, pongan su plato en la mesa… Para ello, los niños deben conocer claramente sus funciones. Por ejemplo, puedes apuntarlas en una pizarra.
  • Por otra parte, los niños deben conocer cuál es el castigo por infringir una norma. Y también, saber cuál será su premio. Por ejemplo, ver la televisión, jugar con el ordenador, escuchar música…
  • La disciplina empieza en casa y sigue en el colegio. Sin embargo, algunos padres cometen el error de delegar responsabilidades en los profesores.
  • Además, los niños deben crecer en un hogar en el que existe orden y unos horarios marcados.

🔅 También te puede interesar leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!