¿Por qué los recién nacidos necesitan una inyección de vitamina K?

¿Qué es la vitamina K?

La vitamina K es una vitamina esencial que desempeña un papel importante en el mantenimiento de la salud, ya que ayuda a la coagulación de la sangre. La vitamina K ayuda a prevenir las hemorragias graves.

¿Por qué es importante la vitamina K para mi bebé?

La vitamina K ayuda a la coagulación de la sangre de tu bebé y previene las hemorragias graves. Los bebés no obtienen suficiente vitamina K de forma natural de su madre durante el embarazo. La leche materna tampoco proporciona a los bebés niveles suficientes de vitamina K. Esto puede provocar una carencia de vitamina K en los recién nacidos.

Si el bebé tiene una deficiencia de vitamina K, corre el riesgo de desarrollar una enfermedad llamada hemorragia por deficiencia de vitamina K. Aunque es poco frecuente, puede ser muy grave, ya que puede hacer que los bebés sangren en exceso y que se produzca una hemorragia cerebral. Esta afección puede provocar daños cerebrales e incluso la muerte.

¿Cómo se administra la vitamina K?

La vitamina K suele administrarse en una única inyección en la pierna del bebé poco después del nacimiento.

¿Todos los bebés pueden recibir vitamina K?

Sí, todos los bebés pueden recibir vitamina K. Si tu bebé es prematuro o muy pequeño, es posible que necesite una dosis menor de vitamina K.

¿Tiene la vitamina K efectos secundarios? ¿Qué debo tener en cuenta?

La vitamina K en los recién nacidos no se asocia a ningún efecto secundario. Los investigadores han estudiado si existe una relación entre la vitamina K inyectada y los cánceres infantiles. Los médicos y científicos han llegado a la conclusión de que las inyecciones de vitamina K son seguras y beneficiosas para los bebés, y que no existe ninguna relación entre la vitamina K y el cáncer infantil.

Si tu bebé no ha recibido una inyección de vitamina K o el ciclo completo de 3 dosis de gotas orales de vitamina K, es importante que estés atenta a lo siguiente:

  • Hemorragias o hematomas inexplicables.
  • Que muestre signos de ictericia después de las 3 semanas de vida.

Si presenta alguno de estos síntomas, acude inmediatamente a tu médico o matrona.

Si tu bebé tiene problemas de hígado, puede tener un mayor riesgo de hemorragia, aunque haya recibido la dosis recomendada de vitamina K.

También te puede interesar leer: 

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!