Ratio: 5 / 5

Inicio activado Inicio activado Inicio activado Inicio activado Inicio activado
 

Factores que intervienen en el Parto, Signos y Síntomas parto

El parto es un proceso natural y dinámico que suele ocurrir entre las semanas 37 y 42, cuando el bebé ya está preparado para vivir fuera del útero.

Para que el parto pueda llevarse a cabo con normalidad es necesario que el bebé se coloque en una posición correcta y que las contracciones sean adecuadas en frecuencia, duración e intensidad permitiendo al bebé ir avanzando por el canal del parto.

Lo primero que suele ocurrir es la expulsión del tapón mucoso, sustancia espesa de color marrón o rosado que veces va manchado de sangre y otras es transparente. Su expulsión no siempre indica que el parto comienza, ya que muchas veces se desprende días antes.

Rotura de membranas / romper aguas / romper fuente: Cuando las membranas que protegen al feto se rompen, el líquido amniótico sale al exterior a través de la vagina. La cantidad de líquido que notes dependerá de la localización de la rotura. Hay mujeres que notan líquido en abundancia y otras sólo un poco de humedad. Observa el color del líquido y acude al hospital.

Contracciones: Las notarás de manera irregular durante las últimas semanas del embarazo. Sentirás presión en el abdomen y además se pondrá duro. También es normal que notes molestias en el bajo vientre y zona lumbar. A partir de ese momento puedes poner en práctica lo aprendido en las clases de preparación al parto. Mantente relajada, respira adecuadamente, date un baño, pasea, pide a la persona que esté contigo que te de un masaje, escucha música, etc. Cuando tengas tres o cuatro contracciones en 10 minutos durante más de 1 hora, es el momento de acudir al hospital.