¿Qué es la huella digital en Internet para niños?

Redes sociales: Huella digital o rastro en Internet de los menores

¿Qué es la huella digital?

La mayoría de los niños de 2 años o menos ya están en las redes sociales porque sus padres publican comentarios, fotos y vídeos de ellos. De hecho, muchos padres comparten todos los acontecimientos en la vida de sus niños.

Los padres crean una huella digital para sus hijos desde una edad temprana. La huella digital es toda la información compartida en línea sobre tu hijo (por ejemplo, nombre, fecha de nacimiento, fotos). Esta información personal puede ser vista y utilizada por muchas personas y a veces incluso por personas con malas intenciones. Hay riesgos.

¿Cómo puedes proteger a tu hijo en las redes sociales?

Un buen punto de partida es ajustar la configuración de privacidad de tus redes sociales. Por ejemplo, asegúrate de que tus cuentas son privadas y que tus publicaciones no son públicas.

Además, limita las publicaciones sobre tu hijo pequeño y pregúntate antes de publicar algo. Por ejemplo, ¿esta foto identifica a mi hijo? ¿Podría hacerle sentir incómodo o perjudicado más adelante?

Evita las publicaciones que muestren a tu hijo en determinadas situaciones. En la medida de lo posible, no publiques fotos de tu hijo en una situación embarazosa (por ejemplo, en medio de una crisis). Tampoco publiques fotos en las que tu hijo esté desnudo o parcialmente desnudo (por ejemplo, en la bañera o en el orinal).

Es muy importante inculcar y enseñar al niño a preservar su intimidad y seguridad a medida que va creciendo para que lo pueda aplicar cuando use sus propias redes sociales y navegue por Internet. Enseña a tus hijos a usar las redes sociales correctamente

De hecho, estas publicaciones le exponen especialmente a ciertos riesgos:

  1. Invasión de su intimidad. Decides hacer públicos detalles de la vida o la personalidad de tu hijo en su nombre. Estás creando una identidad virtual para tu hijo con la que puede no sentirse cómodo más adelante.
  2. Acoso escolar. Los acosadores pueden utilizar estas fotos o vídeos posteriormente para burlarse.
  3. La pornografía infantil. Las fotos y vídeos de tu hijo podrían utilizarse para la pornografía, aunque no haya desnudos. Algunos sitios utilizan fotos de niños en situaciones normales y añaden detalles para darles un aspecto no deseado.

Evita publicar información importante sobre tu hijo

Algunos ejemplos de información importante son: el nombre, su fecha de nacimiento, su dirección, el nombre de su mascota, los programas que ve, los problemas de salud que ha tenido... Si quieres hablar de un evento, publica en su lugar una foto del cumpleaños de tu hijo, por ejemplo, pero sólo unos días después, añadiendo un comentario general, como: "¡Esta semana ha sido el cumpleaños de mi hijo!"

En particular, esta información conlleva los siguientes riesgos:

  • Uso por parte de las empresas. Las empresas pueden utilizar esta información para elaborar un perfil de tu hijo y utilizarla posteriormente para enviar publicidad o para denegar un seguro de vida o un empleo.
  • Fraude y robo de identidad. Los estafadores pueden obtener información que sirve para confirmar la identidad de tu hijo (fecha de nacimiento, apellido de la madre) o para responder a preguntas de seguridad, como el nombre de la primera mascota o de la escuela primaria de tu hijo. De este modo, más adelante, se podrán solicitar préstamos o tarjetas de crédito en su nombre.
  • Por último, si decides eliminar algunas de tus publicaciones para proteger a tu hijo, ten en cuenta que algunas personas pueden haberlas guardado o vuelto a compartir. La información puede seguir existiendo en otros lugares.

🔅 También te puede interesar leer: 

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!