Tiroides en el embarazo: hipotiroidismo e hipertiroidismo

Tiroides: todo lo que hay que saber durante el embarazo

¬ŅLos trastornos de la tiroides repercuten en el embarazo? A continuaci√≥n hablamos sobre el hipertiroidismo y el hipotiroidismo.

¬ŅQu√© es la tiroides?

La tiroides es una peque√Īa gl√°ndula situada en la parte delantera del cuello, justo debajo de la laringe. La gl√°ndula tiroidea es una de las "gl√°ndulas endocrinas", y fabrica hormonas para regular las funciones fisiol√≥gicas de su cuerpo.

La glándula tiroidea fabrica hormonas tiroideas, que regulan el ritmo de las funciones necesarias del organismo. Otras glándulas endocrinas son el páncreas, la hipófisis, las glándulas suprarrenales, las glándulas paratiroides, los testículos y los ovarios.

Las enfermedades de la gl√°ndula tiroides, especialmente cuando se est√° embarazada o se intenta quedar embarazada, son muy comunes y afectan a millones de mujeres. Tener un nivel de tiroides poco activo aumenta el riesgo de sufrir un aborto.

¬ŅPara qu√© sirve la tiroides?

La tiroides es como el director de orquesta de nuestro cuerpo. Como cualquier gl√°ndula, segrega hormonas, com√ļnmente llamadas T3 y T4. Estos act√ļan sobre la regulaci√≥n del metabolismo, es decir, sobre la utilizaci√≥n de la energ√≠a por el organismo. Nuestra temperatura corporal, el ritmo card√≠aco, pero tambi√©n los sistemas digestivo y nervioso est√°n bajo la influencia de la tiroides. Tambi√©n influye en la calidad de nuestra piel y cabello. Nuestro estado de √°nimo, nuestra l√≠bido o la regularidad de nuestro ciclo menstrual est√°n bajo su influencia. Es gracias al yodo de los alimentos que se fabrican las hormonas tiroideas. Las hormonas tiroideas se segregan en funci√≥n de nuestras necesidades gracias a la acci√≥n reguladora de una hormona de la hip√≥fisis, llamada TSH. La hip√≥fisis es una peque√Īa gl√°ndula situada cerca del cerebro.

¬ŅC√≥mo se diagnostican las enfermedades del tiroides?

El primer paso para diagnosticar una enfermedad tiroidea es obtener una buena historia cl√≠nica y una buena exploraci√≥n. Sin embargo, el diagn√≥stico real de la enfermedad tiroidea se basa en las pruebas de laboratorio, generalmente la prueba de TSH, porque muchos de los s√≠ntomas tiroideos habituales como la fatiga, el cambio de peso, la intolerancia al calor, el estre√Īimiento y las irregularidades menstruales tambi√©n se observan entre las personas que no tienen una enfermedad tiroidea.

¬ŅQu√© se hace durante un examen de la enfermedad de la tiroides?

  • Palpar el cuello.
  • Escuchar con el estetoscopio la gl√°ndula tiroidea.
  • Comprobar los reflejos.
  • Comprobar la presi√≥n arterial, la frecuencia y el ritmo card√≠acos.
  • Medir la altura y el peso, y calcular el √≠ndice de masa corporal IMC.
  • Examinar la cara, los ojos, la nariz, la piel, las u√Īas y las manos.

Signos clínicos de enfermedad tiroidea

  • Sobrepeso/infrapeso
  • Intolerancia al fr√≠o
  • Intolerancia al calor

Hipotiroidismo Síntomas

  • Estre√Īimiento
  • Lentitud de pensamiento
  • Aumento de peso
  • Fatiga
  • Falta de energ√≠a
  • Per√≠odos menstruales abundantes

Hipotiroidismo y fertilidad

Si tus periodos son irregulares y tienes problemas para concebir, el hipotiroidismo podría ser la causa del problema de fertilidad. Si de todos modos te quedas embarazada, el hipotiroidismo aumenta el riesgo de aborto, y el bebé también podría tener problemas.

El hipotiroidismo es una enfermedad en la que el cuerpo carece de suficiente hormona tiroidea. Hasta una de cada 10 mujeres padece alg√ļn tipo de hipotiroidismo antes o durante el embarazo, aunque la mayor√≠a no se da cuenta de que lo tiene. A menudo, los s√≠ntomas asociados al hipotiroidismo (especialmente en las primeras fases de la enfermedad tiroidea) pueden ser dif√≠ciles de diferenciar del cansancio y el agotamiento t√≠picos del embarazo.

En cambio, cuando se tiene una función tiroidea anormal durante el embarazo se pueden experimentar otros más sutiles, como aumento de peso, problemas de piel, ciclos menstruales anormales (irregularidad, períodos abundantes, pérdida de períodos o sangrado uterino disfuncional).

Dado que algunos síntomas del hipotiroidismo, como el cansancio y el aumento de peso, son ya bastante comunes en las mujeres embarazadas, los médicos suelen pasarlo por alto como posible causa de estos síntomas.

Hipertiroidismo Síntomas

  • Movimientos intestinales flojos
  • Nerviosismo, temblores
  • P√©rdida de peso
  • Sensaci√≥n de calor
  • Fatiga
  • Per√≠odos menstruales m√°s cortos/ligeros

¬ŅQu√© papel desempe√Īa la tiroides durante el embarazo?

El embarazo es una época de cambios en la función tiroidea. Para las necesidades del feto, especialmente para el crecimiento y el desarrollo del cerebro, la tiroides de la futura madre debe adaptarse y producir más hormonas.

Para producir esta gran cantidad de hormonas, la tiroides necesita m√°s yodo. La falta de yodo es frecuente durante este periodo porque una fracci√≥n pasa al feto a trav√©s de la placenta, y la otra parte es eliminada por los ri√Īones en mayor medida que fuera del embarazo. En algunas madres, esta deficiencia provoca un aumento significativo de la gl√°ndula tiroidea, conocido como bocio. La mayor√≠a de las veces, este fen√≥meno es reversible. Las hormonas del embarazo tambi√©n juegan un papel estimulante sobre la gl√°ndula tiroides.

Prepara la llegada de tu bebé ⬇⬇⬇

lista de nacimiento bebe

¬ŅEl feto tambi√©n tiene tiroides?

Durante el primer trimestre del embarazo, la tiroides fetal a√ļn no es capaz de producir sus propias hormonas, por lo que la tiroides materna se encarga de esta funci√≥n. Participa principalmente en la maduraci√≥n del sistema nervioso. No es hasta el cuarto mes de vida intrauterina cuando el beb√© comienza a producir parcialmente sus propias hormonas tiroideas.

Hipertiroidismo durante el embarazo

A veces, la glándula tiroidea se dispara (hipertiroidismo). Esta enfermedad afecta a un 2% de las mujeres embarazadas. La mayoría de las veces, esta condición es transitoria y desaparece entre el tercer y el quinto mes. Ciertos signos pueden alertar a la futura madre: puede vomitar mucho, perder peso, sentirse cansada y tener un latido más rápido de lo habitual. Este trastorno, si persiste, puede provocar un retraso en el crecimiento del bebé o una prematuridad y aumentar el riesgo de toxemia del embarazo en la madre.

Hipotiroidismo durante el embarazo

En otros casos (0,2%), ocurre lo contrario: la glándula tiroidea funciona más lentamente (hipotiroidismo). La futura madre puede tener la piel seca, ganar demasiado peso o tener un ritmo cardíaco más lento de lo habitual. Esto puede ser grave para el bebé, que puede presentar anomalías en el desarrollo psicomotor e intelectual. Afortunadamente, este problema se detecta sistemáticamente después del nacimiento mediante la prueba de Guthrie.

Problemas de tiroides durante el embarazo

¬ŅSe pueden tratar y prevenir los trastornos tiroideos?

Se ha descubierto que los bebés nacidos de madres con hipotiroidismo no tratado durante el embarazo tienen un coeficiente intelectual más bajo. Por eso, algunos médicos sugieren que todas las mujeres embarazadas y las que estén planeando quedarse embarazadas se sometan a pruebas rutinarias de hipotiroidismo.

En muchos casos, no se puede encontrar una causa espec√≠fica. La enfermedad tiroidea puede ser consecuencia de una infecci√≥n del tiroides o de una afecci√≥n autoinmune, como la enfermedad de Hashimoto, o puede ser el resultado de la extirpaci√≥n quir√ļrgica de una parte o de todo el tiroides.

El tratamiento del hipotiroidismo durante el embarazo consiste en tomar diariamente una hormona tiroidea sintética, y seguir tomándola durante todo el embarazo. Por lo general, la función tiroidea tarda unas ocho semanas en volver a la normalidad con la medicación, y puede ser necesario ajustar la dosis en las primeras semanas/meses. Con una dosis adecuada, no hay efectos secundarios para la madre o el bebé. Las mujeres con hipotiroidismo previamente tratado pueden tener que aumentar su dosis de medicación durante el embarazo.

Cuando una madre muestra signos de disfunci√≥n tiroidea, se prescribe un chequeo y se plantea un tratamiento. Las futuras madres pueden prevenir la carencia de yodo consumiendo determinados alimentos, principalmente algas, pescado, marisco y productos l√°cteos. Algunos alimentos tienden a destruir el yodo: la col (en todas sus formas), los r√°banos, la mostaza y la mandioca. Las mujeres embarazadas tambi√©n deben dejar de fumar, ya que, adem√°s de sus conocidos efectos nocivos, tiende a aumentar el tama√Īo de la tiroides. En algunas lugares con escasez de yodo, se puede prescribir a la futura madre un suplemento de yodo.

ūüĒÜ Tambi√©n te puede interesar leer:

*** El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!