Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Sin duda, el amor es una aventura que merece la pena de verdad, pero no todas las historias son para siempre.

corazon-roto

A veces, la ilusión y la atracción caen. Por ello, algunas parejas siguen juntas por pura inercia durante muchos años. ¿Cómo analizar la situación para descubrir que ya no estás enamorada? En primer lugar, intenta pensar en cómo te sientes junto a tu pareja. Qué emociones te produce esa situación. En caso de que no estés enamorada, entonces sentirás tristeza, pena, apatía, rabia, dolor, sufrimiento… Llegarás a sentir incluso envidia de otras parejas que se muestran seguras de sí mismas.

Además, ya no te arreglas del mismo modo para las citas. Ya no buscas el último modelo que tienes en el armario para lucirlo delante de ese príncipe azul destronado que ahora mismo, no te hace sentir mariposas en el estómago. Ya no te brillan los ojos cuando estás a su lado. 

Incluso, puede que pienses en otra persona, que haya alguien que te ha hecho revivir una emoción especial de los inicios. También, puede que tengas deseos de libertad, que no tengas ganas de vivir en pareja sino que quieres apostar por tu soltería y por tu independencia. Se puede ser muy feliz en soledad.

Si no estás enamorada no tendrás gestos románticos, cada vez quedarás menos con tu pareja, preferirás hacer planes con tus amigas, no te sentirás muy bien contigo misma… En el fondo, la verdad está en tu corazón, por tanto, si no estás enamorada lo sabrás.