Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Salud Bucodental

Los problemas de salud bucodental afectan al estado físico y la calidad de vida ya que con frecuencia ocasionan dolor, dificultan la pronunciación y la masticación, e incluso originan problemas psíquicos, ya que una boca insana y antiestética puede debilitar la autoestima e interferir en la esfera de las relaciones sociales, causando un bajo rendimiento escolar en el caso de los niños.

La maloclusión dental

La maloclusión consiste en una posición inadecuada de los dientes, ocasionando un defecto en la masticación, puede aparecer por diferentes causas:

Uso de chupas (chupetes) o dedo.
Problemas respiratorios
Extracciones dentarias precoces
Alteraciones anatómicas.

La caries

dentista, caries

La caries es una enfermedad infecciosa caracterizada por la destrucción progresiva del diente. El proceso se inicia con una pequeña placa de esmalte desmineralizado en la superficie del diente que a menudo está oculta a la vista, en las fisuras o entre los dientes y que avanza hacia el interior (dentina, pulpa y nervio). Si no se toman medidas apropiadas, puede ocasionar la perdida de la pieza dental afectada.
En una primera fase, la caries se manifiesta como manchas o puntos oscuros en la superficie de los dientes. A medida que la enfermedad avanza aparece sensibilidad a los alimentos o bebidas muy frías o muy calientes, acompañado de dolor. Si no se trata en este momento, la infección continúa y pueden aparecer abscesos dentales (flemones) y complicaciones a nivel general (problemas gastrointestinales, dolor de cabeza y fiebre).

La caries aparece cuando las bacterias de la placa descomponen los
hidratos de carbono que se encuentran en los restos de alimentos acumulados
entre los dientes, produciendo sustancias de carácter ácido. Estos ácidos
atacan el diente y lo van destruyendo poco a poco.

Las caries pueden producirse por varios factores:

La placa dental: Se adhiere a los dientes y está formada por restos dealimentos y bacterias de la propia mucosa oral. El crecimiento de la placa se inicia aproximadamente seis horas después de la limpieza dental.Malos hábitos en la higiene bucodental.Dieta rica en azúcar.Anomalías en los dientes que pueden facilitar la acumulación de placa bacteriana y dificultar una adecuada higiene.

Enfermedad periodontal

Puede originarse a edades tempranas, manifestándose con inflamación y sangrado de las encías (gingivitis). Si no se toman las medidas oportunas, la enfermedad progresa y ocasiona piorrea y pérdida de piezas dentales.
La principal causa de su aparición es el acúmulo de la placa dental sobre los dientes y encías. Si la placa no es eliminada, se produce una inflamación en la encía y a consecuencia de ella, la retracción de las mismas.

Prevención

- Visita periódica al odontólogo

examen dental, dentista

Al menos una vez al año.

- El cepillado

cepillo de dientes

Gracias al cepillado conseguimos eliminar la placa bacteriana y los restos de alimentosque han quedado entre los dientes después de comer, evitando de esta manera la acción destructora de los ácidos producidos por las bacterias de la placa.
Los dientes deben cepillarse después de cada comida y especialmente después de la cena ya que por la noche la secreción de saliva disminuye, facilitando el proceso de lacaries. Se deben dedicar al menos 2 minutos a cada cepillado. El tamaño del cabezal del cepillo estará adecuado a su uso en adultos o en niños, de modo que permita el acceso a todas las caras dentales y el interior de la boca. (2,5 cm. para adultos y 1,5 cm. para niños).
Los niños deben comenzar a familiarizarse con las técnicas de cepillado
Desde muy pequeños, de modo que vayan adquiriendo habilidades y hábitos de higiene oral. Usarán dentífrico recomendado por el especialista, adecuado en cuanto a la aportación de flúor en relación con la edad.

Recomendaciones dentríficas de uno a ocho años:

1 a 3 años

Cepillado una vez al día con dentífrico cuyo contenido en flúor sea 1mg/g

Sin dentífrico dos veces al día

3 a 5 años

Cepillado dos veces al día con dentífrico cuyo contenido en flúor sea 1mg/g

Sin dentífrico una vez al día

5 a 8 años

Cepillado tres veces al día con dentífrico cuyo contenido en flúor sea 1mg/g

Es muy importante la eliminación eficaz y regular de la placa, cepillando todas las superficies dentales con movimientos cortos y de suave presión para eliminar los restos de alimentos sin lesionar la encía. Los niños pequeños, deben ser supervisados por sus padres hasta que consigan dominar la técnica.

Existen dos técnicas para el cepillado:

- Barrido horizontal: Consiste en el cepillado de toda la superficie dental con movimientos horizontales muy cortos de atrás hacia delante y suave presión para no lesionar las encías.

- Barrido vertical: Consiste en cepillar los dientes de la encía hacia el diente. La superficie masticadora se cepilla siempre de atrás hacia delante.

Hay que cepillar la cara de dentro y de fuera de todos los dientes. La utilización de seda dental puede ser eficaz para aquellos lugares donde el cepillo no puede llegar. Es preferible que esté cubierta por una capa de cera.

- La dieta

Salud Bucodental, dientes, alimentación

Para que los dientes estén fuertes es importante una buena alimentación. Una dieta sin exceso de hidratos de carbono refinados (azúcar) y que contenga vitaminas y minerales, sobre todo calcio, es la más aconsejable para mantener una boca sana. Por tanto, es recomendable no abusar de alimentos ricos en azúcar (dulces, bollería, caramelos, bebidas azucaradas...) procurando reducir la frecuencia del consumo de estos alimentos y que se tomen solo durante las comidas. Los alimentos más ricos en vitaminas, minerales y calcio, son los lácteos, verduras y frutas frescas. Es conveniente evitar comer entre horas, ya que los restos de alimentos permanecen entre los dientes hasta que se cepillan, favoreciendo así la aparición de caries y enfermedad periodontal.