Día Mundial de las Abejas

¿Porqué se celebra el 20 de mayo el Día Mundial de las Abejas? ðŸðŸðŸ

El 20 de mayo es una fecha a recordar para los apicultores y todos los amantes de la naturaleza. Una fecha dedicada a la abeja, por iniciativa de la ONU y la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación).

Sin embargo, si se creó el Día Mundial de la Abeja no es tanto para honrarla y rendirle homenaje, sino para preservarla de los peligros que amenazan su vida y la supervivencia de su especie.

¿Por qué el 20 de mayo?

El 20 de mayo es el cumpleaños de un apicultor austriaco del siglo XVIII (1734-1773), Anton Janša. Precursor del apicultor moderno, rindió homenaje a las abejas aplicando técnicas apícolas innovadoras y demostrando que estos insectos son capaces de mantenerse por sí mismos y asegurar su supervivencia sin una intervención humana intensiva.

¿Por qué un Día Mundial de las Abejas?

Basta con recordar una cosa que muchos hemos olvidado, y es que la abeja es un insecto polinizador que juega un papel determinante en la preservación de la naturaleza, la biodiversidad y, por supuesto, el equilibrio ecológico de nuestro planeta.

En consecuencia, este día pretende ser una acción de sensibilización y movilización de todos los afectados por el problema del declive de las abejas: políticos, cargos electos y agricultores que, consciente o inconscientemente, permanecen indiferentes ante el constante declive de las abejas. Cuando surge la oportunidad, todo el mundo habla de ella, pero pocos son los que realmente pasan a la acción. Pocos son los que toman la iniciativa y emprenden acciones concretas para salvar a las abejas.
Tal como están las cosas, el Día Mundial de las Abejas no es una celebración en absoluto.

Es, ante todo, una oportunidad para dar la voz de alarma y concienciar a todo el mundo de la necesidad de proteger a las abejas y sus colonias, incluidas todas las variedades.

#DiaMundialdelasAbejas

Recursos educativos:

Comparte este artículo!