Lo que hay que decir a los padres de un niño enfermo. Qué no decir a los padres de un niño enfermo

Ser padre de un niño enfermo requiere una gran cantidad de fuerza y valentía. Son capaces de soportar cualquier cosa por el bien de su hijo.

Sin embargo, también necesitan apoyo y no pueden hacerlo todo solos. Es difícil encontrar las palabras de ánimo adecuadas para los padres de un niño enfermo, pero no es una tarea imposible.

En lugar de enviarles citas inspiradoras al azar, lo mejor es ofrecerles ayuda, hablar con ellos, estar a su lado en todo momento y demostrar que te importa.

Sí, es difícil decir algo en ese momento, sobre todo si no has pasado por lo mismo, pero eso no significa que debas permanecer en silencio.

Nadie puede imaginar lo que deben sentir los padres al enterarse de la enfermedad de su hijo, pero no sólo les afecta a ellos, sino a todos los miembros de la familia y de la comunidad.

Si te quedas sin palabras y no sabes qué decir a tus familiares o amigos en este tipo de situaciones, aquí tienes una serie de palabras de consuelo que cualquier padre y su pequeño campeón enfermo pueden necesitar.

Palabras de aliento para los padres de un niño enfermo

Muchos padres darían cualquier cosa por sus hijos, y renuncian gustosamente a sus propias necesidades y deseos cuando su hijo se encuentra en una situación difícil.

Sin embargo, esto no significa que otras personas deban desatenderlos también. Hay muchas maneras de ayudar y animar a los padres de un niño enfermo.

Puedes enviarle a la mamá oso algunas frases para mamás que la animen u ofrecer un auténtico apoyo a ambos padres con estas palabras de ánimo para padres de niños enfermos:

1. "Estoy aquí para ti". - Este mensaje es muy importante para toda la familia de un niño enfermo. Sin embargo, no debe decirse sólo por decir algo. Si sabes que no vas a poder ayudar realmente a tu familiar o amigo, debes evitar este mensaje.

2. "Lo siento mucho. No sé qué más decir". - Está bien reconocer que no tienes las palabras adecuadas para decir. Todos los padres lo entenderán y apreciarán tus pensamientos.

3. "Deja que te ayude con algo". - Ofrecer ayuda directa es siempre una buena idea. Cuando la gente dice "te ayudaré", es un pensamiento agradable, pero los padres que están pasando por momentos difíciles rara vez pedirán ayuda. Sin embargo, si envías este mensaje de apoyo, estás haciendo saber a tus seres queridos que estás a su lado.

4. "Te llevaré la cena" - En lugar de enviar mensajes de simpatía y citas inspiradoras, puedes mostrar tu cariño llevando comida para la familia.

Los padres de un enfermo suelen estar hambrientos y agotados, pero nunca lo admitirán ante nadie. En lugar de preguntar si quieren algo, llévales comida y refrescos.

5. "Hoy me llevaré a los niños". - Estas son las mejores palabras de ánimo para los padres de niños enfermos. Esto es algo muy bueno tanto para los hermanos como para los padres, ya que los hermanos pueden cambiar de entorno y los padres no se sentirán culpables por dejarlos solos en casa.

6. "Sé fuerte" - Esto puede parecer un cliché al principio, pero en realidad es un bonito mensaje. No hay palabras de consuelo que puedan quitar el dolor, pero reconocer a los padres por ser fuertes les ayudará a sentirse un poco mejor.

7. "Estoy pensando en ti" - Es mucho más fácil pasar por momentos difíciles cuando sabes que hay gente que se preocupa por ti y por tu familia.

8. "Estás en mis oraciones". - Esta es una forma más religiosa de mostrar cariño a los padres de un enfermo. También puedes ampliarla con una pequeña oración para toda la familia para que sepan que Dios también está con ellos, lo que significará mucho.

9. "Me entristece que tengáis que pasar por esto" - Es bonito enviar citas inspiradoras y motivadoras a los padres, pero no te sientas mal por compartir también la tristeza con ellos. A veces, es lo único que necesitan.

10. "¡Te quiero!" - Estas sencillas palabras pueden significar el mundo para los padres, que necesitan oírlas tanto como su pequeño campeón.

11. "¿Cómo estás?" - A veces los padres pueden sentirse solos y necesitan hablar con una "persona ajena" sobre sus sentimientos. Puede parecer inapropiado que preguntes esto, pero les estás dando espacio para que se abran sobre sus sentimientos.

12. "Te voy a traer un café. ¿Necesitas algo más?" - Yo diría que esta es una gran pregunta. Si preguntas "¿Necesitas algo?", los padres suelen decir que no, que está bien, o algo parecido.

Sin embargo, cuando anuncies tu llegada, es posible que te pidan una o dos cosas.

13. "Sé que estáis pasando por muchas cosas, pero vuestra hija/hijo es una chica/chico valiente, y luchará contra esto". - La esperanza es lo único que tienen todos los padres cuando su hijo está enfermo.

Ofrecer algo de esperanza a través de mensajes motivadores puede ser justo lo que necesitan cuando están en un lugar oscuro.

14. "Se recuperará y necesitará unos padres sanos con los que volver a casa. Tienes que cuidarte". - Puede sonar duro al principio, pero hay que recordarles que también deben pensar en sí mismos, sobre todo porque su hijo les necesitará más adelante.

15. "Como toda tormenta en la vida, esto también pasará". - Aunque no soy muy fan de enviar refranes generales y citas sanadoras, estas palabras de ánimo para los padres de un niño enfermo pueden ser justo lo que necesitan escuchar en este momento.

16. "Me rompe el corazón escuchar estas noticias, pero debes saber que estoy aquí para tu familia. ¿Qué puedo hacer para ayudar?" - Este mensaje es una respuesta adecuada cuando se reciben noticias sobre la enfermedad de un hijo o las últimas noticias que no son muy optimistas.

17. "¿Cómo está tu pequeñín hoy?" - A los padres les gusta que les hagas esta pregunta, ya que pueden compartir información nueva o su lucha contra la situación. Te sorprenderá el alivio que supone esta pregunta.

18. "Te escucho". - Dilo todo lo que puedas. Esto es lo que la mayoría de los padres necesitan, alguien que les escuche. Saben que no puedes ofrecerles ningún consejo revolucionario y salvador, pero a veces sólo necesitan desahogarse.

19. " Échate un buen llanto y desahógate". - Yo sugeriría esto si estás hablando con el padre en persona, para que puedas ofrecerle un hombro en el que llorar.

Llorar es una forma de liberarse de todas las emociones negativas y puede ayudar a los padres a sentirse mejor después.

Palabras de consuelo para el niño enfermo

La familia y los amigos suelen comunicarse con los padres del niño enfermo para informarles de su estado y de cualquier novedad relacionada con el tratamiento.

Sin embargo, no te olvides de hablar también con el niño. Recuerda que es él quien está enfermo y probablemente esté muy asustado, ya que ni siquiera puede entender del todo lo que está pasando.

En lugar de enviarle frases generalizadas para los enfermos, hazlo más personal. Llámale o envíale una tarjeta con un mensaje sincero y ofrécele ayuda. Lo apreciará mucho más que una cita al azar.

Aunque, si no se te ocurre algo específico, una buena cita de ánimo para niñas o niños siempre ayuda.

No ofrezcas palabras de ánimo sólo para los padres del niño enfermo, es igualmente importante ofrecer apoyo al pequeño campeón también.

1. "¡Eres la persona más valiente que conozco!" - Los enfermos de cáncer suelen tener que someterse a múltiples tratamientos médicos que pueden ser muy dolorosos.

Si compartes tu admiración con el niño enfermo, le motivarás a seguir luchando por sí mismo y por sus seres queridos.

2. "Estás en mis pensamientos todo el tiempo". - Hazle saber que piensas en todo momento en él. No importa si ya se lo has dicho a sus padres, un niño enfermo necesita escuchar que hay personas que se preocupan por él además de sus padres.

3. "Te voy a traer la merienda. ¿Qué es lo que más te gusta?" - Esta pregunta tiene dos cosas positivas.

En primer lugar, la animarás trayendo sus snacks o dulces favoritos.

En segundo lugar, cambiarás de tema. Un niño enfermo ya está agobiado con todo lo que le pasa y probablemente quiera hablar de cualquier cosa que no sea su enfermedad.

4. "¡Hay mucha gente estupenda detrás de ti!" - Puede que se sienta aislado en el hospital y como si nadie estuviera a su lado, excepto sus padres. Estas palabras le recordarán que hay mucha gente fuera que la quiere y se preocupa por él.

Esto también puede referirse a los profesionales médicos que le atienden, ya que también se convierten en parte de su vida.

5. "Te deseo una pronta recuperación". - Es formal y sencillo, pero es un bonito mensaje con un deseo sincero. Si eres cercano al niño enfermo, puedes añadir también algo personal.

6. "Mi corazón está siempre contigo". - Este es un mensaje muy personal y emotivo y muestra lo que sientes en ese momento.

Un niño necesita apoyo emocional cuando se siente inseguro y asustado, que es como se siente tumbado en el hospital, rodeado de un montón de extraños con trajes blancos.

7. "¿Puedo ofrecerte algo? ¿Qué necesitas?" - Aunque ya hayas preguntado a sus padres y te hayan dicho que no hay problema, pregúntale al niño si quiere algo. Los niños suelen ser más directos que los padres y te dirán si quieren algo.

8. "Recupérate pronto, te estamos esperando". - Esta frase es alentadora y le arrancará una sonrisa. Puede servir de motivación para pensar en positivo y tener fe en su recuperación.

Cosas que NO hay que decir a los padres de un niño enfermo

Por favor, no digas estas cosas a los padres de un niño enfermo. Algunas palabras pueden herirlos, aunque no sea esa tu intención.

Estas no son palabras de aliento para los padres de un niño enfermo, y deben evitarse:

1. "Todo irá bien, no te preocupes". - Este mensaje suena como si no te tomaras la situación en serio. Por supuesto, los padres se preocupan por su hijo enfermo y que les digas que no se preocupen no mejorará las cosas.

2. "Mientras el bebé goce de buena salud..." - Esto es algo que la gente suele decir a los padres de niños sanos, pero suena como si sólo quisieras a tu hijo cuando está sano.

Por supuesto, queremos a nuestros hijos incondicionalmente, pase lo que pase. Además, muchos padres recuerdan estas palabras si su hijo se pone enfermo y se sienten aún peor.

3. "Mi tía/sobrina/vecina/compañera de trabajo pasó por lo mismo..." - Oigo esto tan a menudo que me molesta incluso pensarlo.

Los padres de niños enfermos realmente no pueden pensar en los problemas de otras personas, especialmente si su hijo está muy mal.

4. "Todo es voluntad de Dios". - Esto sólo lo pueden decir los padres si son religiosos. Puede que sea la voluntad de Dios, pero no te corresponde a ti decirles eso y no proporciona ningún consuelo.

5. "¿Tendrá efectos a largo plazo?" - Los padres de un niño enfermo no piensan en el futuro, están tratando de lidiar con todo lo que está sucediendo en el momento.

Antes de decir nada, piensa en lo que te gustaría o no escuchar si estuvieras en la misma situación.

Algunas personas pueden tener las mejores intenciones, pero no saben cómo expresarse, por lo que su mensaje puede acabar teniendo el efecto contrario.

Al igual que no le dirías a alguien que está de luto por su madre o padre que "todo irá bien", tampoco deberías decírselo a los padres de un niño enfermo.

Nadie te pide que arregles la situación y nadie cree que puedas hacerlo. Sin embargo, tu presencia en un momento de necesidad marca una gran diferencia.

Encontrar las palabras de ánimo adecuadas para los padres de un niño enfermo significará mucho y les ayudará en los momentos difíciles.

Escuchar, estar ahí, pedir y ofrecer: estas cuatro cosas son los mejores regalos para un niño enfermo y sus padres.

También te puede interesar leer

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!