Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

neuropatia motora

¿Qué es la neuropatía motora multifocal (NMM)?

La NMM es una enfermedad que afecta los nervios motores del cuerpo. Que son los que controlan los músculos. La condición hace que sea difícil para ellos enviar las señales eléctricas para dar movilidad al cuerpo, lo que hace que manos y brazos se sientan débiles. También se contraen y se sienten calambres.

La NMM no pone en peligro la vida y, en la mayoría de los casos, los tratamientos pueden fortalecer los músculos. La enfermedad puede empeorar lentamente, y después de un tiempo, se puede tener dificultades para realizar las tareas diarias, como teclear o vestirse. Pero para muchas personas, los síntomas pueden ser tan leves que no necesitan tratamiento en absoluto. Es posible que pueda trabajar y mantenerse activo durante muchos años después de su diagnóstico.

Causas

Nadie sabe qué causa la NMM. Los científicos saben que es una enfermedad autoinmune, lo que significa que su sistema inmune ataca erróneamente a sus células nerviosas como si fueran invasores. Los investigadores están estudiando la enfermedad para tratar de descubrir por qué sucede.

Síntomas

Si tiene NMM, lo más probable es que note los primeros síntomas en sus manos y antebrazos. Sus músculos pueden sentirse débiles y sufrir calambres o contracciones de una manera que no puede controlar. Puede comenzar en partes específicas del brazo o la mano, como la muñeca o el dedo. Por lo general, los síntomas son más graves en un lado del cuerpo. La enfermedad puede eventualmente afectar a las piernas.

La NMM no es dolorosa, y no perderá sensibilidad en las manos debido a que sus nervios sensoriales no se ven afectados.

Obtener un diagnóstico

Los médicos a menudo confunden la NMM con la esclerosis lateral amiotrófica (ELA), también conocida como enfermedad de Lou Gehrig. Tienen síntomas similares, como espasmos. A diferencia del ELA, sin embargo, la NMM es tratable.

Su médico puede indicarle que consulte a un neurólogo, un especialista que trata los problemas del sistema nervioso. Se realizará un examen físico. También le hará preguntas sobre sus síntomas, como:

  • ¿Qué músculos le están dando problemas?
  • ¿Es peor en un lado del cuerpo?
  • ¿Cuánto tiempo se ha estado sintiendo de esta manera?
  • ¿Tiene algún entumecimiento u hormigueo?
  • ¿Hay algo que mejore sus síntomas? ¿Qué los empeora?

El médico hará algunos análisis de sangre y pruebas para comprobar el estado de los nervios y para descartar otras afecciones que puedan causarle síntomas. Estas pueden ser:

Un estudio de conducción nerviosa. Esta prueba mide qué tan rápido viajan las señales eléctricas a través de los nervios. Por lo general, su médico colocará dos sensores en la piel sobre uno de sus nervios: uno para transmitir una pequeña descarga eléctrica y el otro para registrar la actividad. El médico repetirá la prueba con otros nervios si cree que hay más de uno involucrado.

Una electromiografía de aguja. Su médico colocará electrodos en sus brazos. Los electrodos tienen agujas pequeñas, que entran en el músculo, y están conectadas por cables a una máquina que puede medir la actividad eléctrica de los músculos. El médico le pedirá que flexione y relaje lentamente sus brazos para que la máquina pueda registrar la actividad. El médico puede hacer esta prueba al mismo tiempo que la anterior.

Una prueba de sangre para detectar anticuerpos GM1, parte del sistema inmune de su cuerpo. Algunas personas con NMM tienen niveles más altos de ellos. Si tiene muchos de estos anticuerpos, es probable que tenga la enfermedad. Sin embargo, es posible que tenga NMN aunque no tenga muchos anticuerpos.

Preguntas que puede hacerle a su médico, es recomendable llevar apuntadas todas las dudas.

  • ¿Cómo me afectará el NMM?
  • ¿Necesito tratamiento?
  • ¿Qué tipos están disponibles?
  • ¿Cómo me harán sentir?
  • ¿Podré trabajar?
  • ¿Qué sucede si el tratamiento no ayuda?
  • ¿Hay algún ensayo clínico al que pueda unirme?
  • ¿Hay alguna actividad que no pueda hacer?

Tratamiento

Si sus síntomas son muy leves, es posible que no necesite ningún tratamiento. Si necesita tratamiento, es probable que su médico le recete un medicamento llamado inmunoglobulina intravenosa. Si funciona, debe sentir que su fuerza muscular mejora de 3 a 6 semanas. Sin embargo, los efectos desaparecerán con el tiempo, por lo que deberá seguir recibiendo el tratamiento. Las personas generalmente lo tienen una vez al mes, pero puede ser más o menos a menudo dependiendo de su condición. Este medicamento no tiene muchos efectos secundarios.

Si recibe tratamiento para la NMM temprano, es más probable que tenga pocos síntomas o problemas a largo plazo. Cumpla con su plan de tratamiento y hable con su médico sobre cualquier cambio que sienta.

Si tiene problemas con ciertas actividades, es posible que desee ver a un terapeuta ocupacional o físico. Pueden ayudar a mantener los músculos fuertes y enseñarle cómo hacer las tareas diarias más fácilmente si los músculos molestan.

La vida con Neuropatía motora multifocal

Muchas personas con NMM pueden continuar la mayoría, con sus actividades normales. La enfermedad puede empeorar para algunas personas y evitar que hagan las tareas diarias.

El tipo de problemas que tiene depende del músculo que tenga afectado. Si los músculos de su mano son débiles, puede tener problemas para comer, escribir o abrocharse la ropa. Si los músculos de su pierna se ven afectados, podría tener problemas para caminar. Algunas personas con NMM grave tienen problemas en todas estas áreas.

Comparte este artículo!