parto experiencias, embarazo

Esta es una carta enviada por un lector sobre la fortaleza y lucha de su esposa. Un testimonio particularmente conmovedor.

He visto a mi esposa llorando mucho √ļltimamente. L√°grimas de impotencia, ira y desesperaci√≥n. La impotencia ante el en√©simo fracaso del tratamiento de fertilidad. Con rabia, sin entender por qu√©; el destino hab√≠a decidido lo contrario: no tendr√≠a el privilegio de ser madre. Desesperada por el inexorable tictac de su reloj biol√≥gico que dictar√≠a su destino.

Las heroínas modernas no escriben sus leyendas luchando contra piratas o ejércitos. No. Algunas, heroínas anónimas, superan los obstáculos con fuerza y carácter, impulsadas por el deseo irrefrenable de dar vida.

Mi esposa se llama Eva, tiene 38 a√Īos y 29 semanas de embarazo despu√©s de seis a√Īos de intentos fallidos. Ella irradia felicidad. Ha movido monta√Īas. Ella es mi hero√≠na y eso es lo que le dir√© a mi hijo cuando crezca.

Escrito por Francisco

ūü§į Conoce la historia del embarazo y parto de Ruth Castillo

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y/o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Comparte este artículo!