Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

apraxia infantil

Apraxia del habla infantil

La apraxia del habla infantil (AHI) es un trastorno que afecta la capacidad para organizar los movimientos de los músculos utilizados en el habla. Se tiene dificultad para emitir sonidos voluntariamente y unirlos en el orden correcto para formar palabras.

La apraxia del habla infantil es un trastorno del habla que puede continuar en la vida adulta. Otros nombres para el trastorno son apraxia del habla del desarrollo o dispraxia verbal del desarrollo (DVD).

En una persona con AHI, generalmente no hay nada malo con los músculos que se usan en el habla. La dificultad parece ocurrir debido a una falla en el programa de movimiento (mensajes) enviados desde el cerebro a los músculos. Esto no significa que se tenga un deterioro intelectual.

Es difícil estimar cuántas personas tienen AHI, porque no todos los investigadores y profesionales están de acuerdo con las características que conforman este trastorno.

Causas de la apraxia del habla infantil

No hay causa conocida para la AHI. Unos piensan que un área particular del cerebro se ha visto afectada o no se ha desarrollado normalmente. No hay evidencia que sugiera que esto sea correcto. Otros piensan que puede haber un factor genético que hace que una persona tenga AHI. Nuevamente, no hay evidencia que apoye esta opinión. Se están realizando más investigaciones para ver si se puede encontrar una causa.

Características de la apraxia del habla infantil

Una persona diagnosticada con apraxia del habla infantil puede:

  • Pronunciar la misma palabra de manera diferente cada vez que la dicen.
  • Tener dificultades generales para mover los músculos de la boca y la garganta; por ejemplo, pueden tener problemas para masticar, chupar, soplar o hacer ciertos sonidos del habla.
  • Parecer que están buscando el sonido correcto.
  • Tener dificultad para imitar sonidos y palabras.
  • Usar un número limitado de sonidos de consonantes al hablar.
  • Mezclar el orden de los sonidos en palabras.
  • Tener más dificultad para decir palabras y oraciones más largas que cortas.

Signos de apraxia del habla infantil en niños pequeños

Algunos niños muy pequeños muestran signos de que pueden tener dificultades para planificar movimientos de la lengua, los labios y la mandíbula.

Las señales que pueden indicar que un niño está en riesgo de futuras dificultades para hablar incluyen:

  • Bebés que no juegan con sonidos, por ejemplo, arrullos o balbuceos.
  • Bebés y niños pequeños que tienen dificultades para chupar, tragar y masticar.
  • Niños pequeños que no comienzan a hablar como otros niños de su edad (recordando que existe una enorme variación entre los niños y que cada uno lleva su ritmo).
  • Niños pequeños que solo usan ruidos, gestos y sonidos vocálicos para comunicarse.

Otros problemas asociados con la AHI

Las personas que tienen un diagnóstico de AHI también pueden experimentar:

  • Sentimientos de frustración porque no pueden transmitir su mensaje.
  • Dificultades del lenguaje oral, como la capacidad de convertir sonidos en significado.
  • Dificultades con la lectura y la ortografía.
  • Dificultades con otras habilidades motoras, como usar tijeras, escribir o andar en bicicleta.
  • Problemas para aspirar, masticar y tragar.
  • Dificultad para realizar movimientos con la lengua y los labios cuando se le pide que lo haga.
  • Torpeza.

Diagnóstico de la apraxia del habla infantil

Es importante para un Terapeuta del habla hacer un diagnóstico claro de AHI. El terapeuta del habla trabajará con la persona para mejorar su habla y su capacidad de lectura, ortografía y lenguaje (si es necesario).

Planificación de un programa de apoyo a la apraxia del habla infantil

Hay muchas cosas que un terapeuta del habla considerará al planificar un programa de apoyo para una persona con AHI.

Los factores a considerar incluyen:

  • La severidad del trastorno del habla.
  • La capacidad de la persona para concentrarse en el programa.
  • La capacidad de la persona para entender lo que se espera.
  • El compromiso de la persona y su familia para apoyar el programa.
  • La necesidad de crear un entorno de apoyo.

Las personas con un diagnóstico de AHI pueden tomar tiempo para mostrar mejoras en su habla y lenguaje. Deberán participar en un programa de terapia intensiva durante varios años. Sesiones frecuentes con un terapeuta del habla ayudará.

Estrategias de patología del habla para AHI

Un terapeuta del habla que trabaja con una persona con AHI puede:

  • Pedir a la persona que imita sonidos, sílabas y palabras.
  • Enseñar a la persona sobre los sonidos y explicar las reglas sobre cuándo usar ciertos sonidos en las palabras.
  • Usar gestos o imágenes o toque puntos específicos en la cara o el cuello para ayudar a la persona a hacer el sonido correcto o la secuencia de sonidos.
  • Introducir otras formas de comunicación, como paneles de comunicación, firma de palabras clave o dispositivos de salida de voz. Esto también ayudará a reducir parte de la frustración que ocurre naturalmente si una persona tiene dificultades para transmitir su mensaje.

Apoyo de un equipo de profesionales

Varias personas pueden conformar el equipo de profesionales que apoyan a una persona con AHI. Los terapeutas del habla son miembros clave de este equipo. Otros miembros del equipo pueden incluir:

  • Maestros.
  • Psicólogos.
  • Terapeutas ocupacionales.

Los pacientes con apraxia del habla infantil y sus padres o cuidadores (en el caso de los niños) son miembros importantes del equipo y deben ser alentados a contribuir al establecimiento de metas y revisiones del programa de tratamiento.

Sugerencias para padres, cuidadores y familiares

Recuerde que la persona con AHI tendrá que trabajar a través de un programa de terapia intensiva durante un período prolongado de tiempo.

Trate de ser de apoyo y permita que la persona se comunique. Presionar a una persona con AHI puede hacer que hablar sea más difícil para ellos. Recuerde, una persona con AHI no tiene impedimentos intelectuales y entienden lo que se le dice.

*** El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.