Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

pechos hinchados

La acumulación de leche y el aumento de flujo sanguíneo para producir más leche es lo que provoca el que los pechos estén hinchados y duros. Puedes aplicarte hielo entre las tomas colocándote una bolsa de “guisantes congelados” rodeada por una toalla.

El calor local, aplicado antes de las tomas, facilita la salida de la leche, puedes aplicártelo con una ducha de agua caliente, paño caliente, bolsa de agua caliente,… e incluso antes de la toma puede ser útil vaciarte un poco el pecho manualmente.

Dale de mamar con más frecuencia y asegúrate que se agarra bien al pecho.

Conviene que el pecho no quede congestionado, por tanto deja al bebé el tiempo que necesite y si a pesar de eso sigues teniendo leche, sácate tú un poco a mano o con sacaleches. Después de la toma puedes aplicarte frío unos minutos sobre el pecho.

Fuente: LaRiojaSalud