Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

El ritmo frenético de vida que nos impone la sociedad actual, con estrés, preocupaciones económicas y laborales, aumento de los niveles de ruido en las ciudades, temor, enfermedad, enfados… está propiciando la aparición de una serie de trastornos nerviosos entre la población.

problemas-nerviosos

¿Cuáles son los problemas nerviosos más frecuentes y cómo se manifiestan?

Estrés: Respuesta fisiológica del organismo frente a un estimulo que considera amenazante. Cuando es mantenido o exagerado, puede manifestarse con dolor de espalda, palpitaciones, mal humor, trastornos gastrointestinales, insomnio, dolor de cabeza…

Insomnio: Alteración en la cantidad o en la calidad del sueño.

Ansiedad: Reacción ante el temor de un individuo frente a un peligro, que puede ser real o imaginario. Se manifiesta mediante síntomas muy variados como sudoración excesiva, palpitaciones, sensación de ahogo o de nudo en el estómago, sequedad de boca, mareo, dolor torácico…

Depresión: Trastorno del estado de ánimo. Hay sentimiento persistente de culpa, pesimismo, inutilidad, tristeza, vacío… pérdida de interés por las actividades cotidianas, alteración del sueño, dificultad para tomar decisiones, para concentrarse…

¿Cómo puedes controlar los estados nerviosos?

  • Sigue una dieta equilibrada.
  • Evita las bebidas excitantes y el tabaco.
  • Haz ejercicio físico: camina, nada, monta en bicicleta…
  • Duerme adecuadamente el tiempo necesario.
  • Practica la relajación (yoga, tai-chi, masajes, danzas…)
  • Toma baños relajantes con sales de baño, aceites y aromaterapia.
  • Busca tiempo para ti, olvídate de los problemas y el estrés.
  • Controla las situaciones difíciles, evaluando el problema desde fuera.
  • Habla de tus problemas con familiares, amigos y, en caso necesario, con profesionales.
  • Confía en la fitoterapia. Existen plantas medicinales relajantes y tranquilizantes.

Fuente: Soria Natural