Está claro que al llegar a la tercera edad es normal, que el paso de los años deje su huella sobre el organismo humano. Sin embargo, se puede tener una perfecta calidad de vida como muestra el caso de aquellas personas que además de ser mayores, también son activas. Es decir, tienen muchas ilusiones, motivaciones e inquietudes. Con el paso de los años, puede que la persona sufra algunas pérdidas de memoria. Existe una enfermedad que viene marcada de una forma evidente por el olvido: el alzheimer.

mente-tercera-edad

¿Cómo puedes poner en práctica tu cerebro cada día para vivir mejor y ser más feliz?

  • En primer lugar, intenta tener una vida cultural. Lee libros, asiste a conferencias, participa en talleres literarios, apuesta por realizar actividades de voluntariado, escribe cartas, lee libros, realiza crucigramas y sopas de letras, ve al cine… Disfruta de tu vida más allá de la edad. Vive el presente y no te adelantes al futuro. Nadie sabe qué pasará mañana.
  • Por otra parte, también debes intentar relacionarte con los demás. El aislamiento social es uno de los peligros de la tercera edad. Para ello, cultiva las relaciones con tu familia, tus amistades y tus vecinos. Disfruta de la conversación con los demás, comparte tu opinión sobre temas interesantes, sé tú mismo. Con la llegada de la primavera, puedes salir a dar un paseo y sentarte en un banco de un parque céntrico de la ciudad, donde puedas conocer gente nueva.
  • Cultiva tus aficiones, haz aquello que de verdad te guste. Por ejemplo, puedes ser un perfecto coleccionista de sellos, coser y bordar, pintar cuadros, participar en concursos literarios… Disfruta del arte que tienes dentro de ti y que mejora como el buen vino con el paso de los años.
Comparte este artículo!